Cierre de sesión

La crisis de deuda europea vuelve a golpear a Wall Street

Arranque de semana bajista en el parqué neoyorquino, que ante la ausencia de referencias domésticas de calado recupera la preocupación por la crisis de deuda europea.

Los últimos toques de atención sobre el ráting de Italia y Bélgica y la falta de certezas alrededor de la solución para la economía griega agitan nuevamente los fantasmas de deuda en la zona euro y afectan a las principales plazas bursátiles del continente. Este desasosiego salta, asimismo, el Atlántico y Wall Street empieza la semana afectado por la corriente bajista.

El Dow Jones cede un 1,05% (12.381 puntos); el S&P 500 cae un 1,19% (1.317 enteros), y el tecnológico Nasdaq pierde un 1,58% (2.758 puntos).

La Bolsa de Nueva York aplaza así el repunte, después de cerrar la semana pasada con descensos. Además de las advertencias de S&P y Fitch a Italia y Bélgica, respectivamente, y de los apuros de Grecia para hacer frente al pago del rescate, la escalada de la prima de riesgo en España (el cambio político territorial ha desatado los temores a que aflore déficit en ayuntamientos y comunidades) ha pesado lo suficiente como para evitar el regreso de las compras.

DOW JONES 34.382,13 1,06%

Los problemas en la Europa periférica vuelven pues a la primera plana y esta vez coexisten con el pesimismo de los operadores bursátiles sobre el debilitamiento de la recuperación económica global.

Este mismo lunes, la Reserva Federal de Chicago ha publicado el análisis sobre la evolución de la actividad económica correspondiente a abril, que baja un 0,45% desde el aumento del 0,32% del mes previo. Esta percepción adversa ejerció como un factor más de desánimo en la jornada.

La presión bajista afectó también al petróleo. El adverso panorama en Europa agudizó la caída del euro frente al dólar. Con el encarecimiento de la divisa estadounidense, el crudo encaja un severo recorte. El barril de Texas acaba el lunes con una caída algo superior al 2%.

Como consecuencia de este descenso, eran castigadas las petroleras Exxon y Chevron, que perdían un 1,10% y un 1,17%, respectivamente.

Por otra parte, también en el apartado empresarial, el efecto LinkedIn -que debutó el jueves pasado en el parqué con extraordinarias subidas- pierde fuelle. El valor desciende este lunes un 5,15%.