Ingeniería para reparar

El avance que se vislumbra para la ingeniería aplicada en la reconstrucción de la zona afectada por el tsunami de Japón está en línea con las previsión para el sector de la construcción.

Hay una empresa en la que se han fijado enseguida los analistas: Abengoa, que cuenta con presencia en Asia, aunque es baja. Abengoa tiene opciones para participar en varias áreas, ya que por un lado desarrolla su actividad tradicional de ingeniería de energía, agua y tecnologías de la información. Otra parte de su negocio es concesional, donde los contratos están regulados con ventas a largo plazo.

La producción industrial es su última área de actividad, donde aglutina el biocombustible y el reciclaje de residuos.

Abengoa ha escalado en la última semana hasta máximos de más de un año, y en 2011 acumula una revalorización del 21,85%. Es uno de los valores que cuenta con más apoyo por parte del mercado y tras el terremoto de Japón ha recibido varias recomendaciones de compra.