Subasta 1.000 millones en deuda a 6 y 12 meses

Portugal eleva el precio para colocar letras a un año

El Tesoro portugués ha vuelto a enfrentarse hoy con el mercado. El país luso ha colocado un total de 1.000 millones de euros en letras a 6 y 12 meses. En la deuda a un año ha tenido que elevar la rentabilidad.

En un momento en el que la rentabilidad del bono portugués a 10 años continúa por encima del 7%, el mercado aguardaba impaciente el resultado de la subasta de hoy. El Tesoro portugués ha colocado 1.000 millones de euros en letras con vencimiento a 6 y 12 meses, según ha informado el organismo en un comunicado, que también ha confirmado que ha retirado del mercado bonos por importe de 90 millones de euros.

En concreto, el Instituto de Gestión de la Tesorería y el Crédito Público luso ha colocado 550 millones de euros en letras a 6 meses, a un interés del 2,984%, el mismo que en la anterior subasta similar celebrada a principios de febrero. Además, la institución informó de un notable descenso de la demanda, que rebajó el ratio de cobertura hasta las 2,6 veces, frente a las 4,8 veces de la subasta del 2 de febrero.

Asimismo, el Tesoro portugués ha colocado 450 millones de euros en deuda a 12 meses, con un interés del 4,057%, frente al 3,987% de la anterior subasta similar realizada el 16 de febrero. El ratio de cobertura aumentó desde las 1,9 veces de la anterior operación similar hasta las 3,1 veces.

Por otro lado, la institución ha retirado del mercado 110 millones de euros en obligaciones del Tesoro en una subasta para recomprar bonos. En concreto, ha adquirido bonos con vencimiento en los meses de abril por valor de 90 millones de euros y bonos con vencimiento en junio de 2011 por importe de 20 millones de euros.

Esta es la segunda vez en lo que va de año que el Tesoro portugués realiza una subasta de estas características después de que el pasado 16 de febrero recomprara deuda lusa por un importe de 215 millones de euros.

La prima de riesgo de Portugal cae hasta 427 puntos básicos, aunque la rentabilidad continúa en 7,47%. En el caso de España, el diferencial se sitúa en 213.