Informaron el viernes las compañías

Mahou-San Miguel negocia la compra de Solán de Cabras

Mahou-San Miguel negocia la compra de la división de aguas y zumos de Osborne, informaron el viernes las compañías.

Esta división incluye la marca Solán de Cabras (tanto el agua mineral como los zumos), así como los refrescos Bisolán. "Las conversaciones entre ambos grupos continúan y se informará, en su momento, del resultado de las mismas", se limitaron a comentar las empresas.

La venta permitiría a Osborne hacer caja con un segmento de su negocio que, en el ejercicio fiscal de 2009 (cerrado a 31 de enero de 2010), tuvo una aportación al grupo del 26%. Ese año, la facturación cayó un 8,5%, hasta los 247 millones de euros, según los datos hechos públicos en su momento.

La línea de negocio de la compañía que más aportó a los resultados en 2009 fue la de bebidas espirituosas, con un peso del 39%. La de jamones y productos derivados del cerdo ibérico supuso un 25% del total y la de vinos, un 10%.

La compra daría entrada a Mahou-San Miguel en el negocio de las aguas premium y el grupo podría aprovechar su actual red de distribución.