La CNMV advirtió sobre la operación

La láctea amplió capital por 13,2 millones en diciembre

Hace menos de dos meses Nueva Rumasa anunciaba públicamente una ampliación de capital en la que esperaba vender cuatro millones de participaciones y captar 13,2 millones de euros. Al igual que sucedió en operaciones anteriores, el grupo de empresas publicitó las operaciones para completar la emisión, y se encontró con las advertencias de la CNMV, que recordó que se trata de operaciones no sujetas a supervisión ni a las garantías habituales.

En concreto, el supervisor advirtió que las participaciones de una sociedad de responsabilidad limitada (como Clesa) no pueden ser consideradas como valores negociables o instrumentos financieros incluidos en la Ley del Mercado de Valores. Es decir, que los inversores no disponen de un mercado para vender los títulos.

Además, el supervisor aconsejó a los potenciales inversores informarse previamente sobre la situación económica y financiera de la empresa cuyas participaciones estaban a la venta.