El Ejecutivo se "está quedando sin opciones"

El Gobierno debe cuantificar las pérdidas esperadas en las cajas y recapitalizarlas, según 'FT'

l Gobierno español debe cuantificar las pérdidas esperadas en las cajas de ahorros y recapitalizarlas antes de ofrecérselas a los inversores privados, según un artículo de opinión del diario Financial Times (FT) que considera que el Ejecutivo "se está quedando sin opciones".

"La recapitalización de las cajas de ahorros en España es vital para la resolución de la crisis de deuda soberana en la eurozona", ya que las cajas representan la mitad de los préstamos del sector financiero y "se vieron devastadas por sus terribles préstamos a la propiedad", indica.

El 'FT' estima que el Ejecutivo ha tratado de forzar la fusión de las cajas de ahorros, ha recapitalizado algunas de estas entidades y ha cambiado la ley para que estas entidades financieras puedan captar capital, pero ahora "se está quedando sin opciones".

A medida que se aproximan las recapitalizaciones y con el ansia de mantener el déficit público bajo control, el Gobierno español quiere que los inversores privados compren participaciones en las cajas de ahorros, dice. "Es demasiado pronto, el Gobierno debería completar la puesta a punto de las cajas antes de ponerlas a la venta", dice el periódico británico en su 'Lex Column'.

En general, las cajas han luchado por captar depósitos, mientras la presión sobre los márgenes ha constreñido su habilidad de construir capital de beneficios retenidos, "por lo que no se encuentran en situación de atraer capital privado de forma competitiva", argumenta.

Capital a través del FROB

A su parecer, una solucion sería que el Gobierno cuantificara las pérdidas esperadas y proporcionara el capital necesario a través del Fondo de Reestructuración Ordenada Bancaria (FROB). Las necesidades de capitalización se encuentran entre 45.000 y 90.000 millones de euros, afirma.

Incluso si se necesitasen finalmente los 90.000 millones, el ratio de deuda en relación al PIB se elevaría al 85% en 2013, por debajo de la media de la Eurozona, destaca 'FT', que recoge los cálculos de Barclays Capital.

Por otro lado, considera que si el FROB recurriera a su capacidad de endeudamiento de hasta 90.000 millones, "no está asegurado que haya suficiente demanda en los mercados para ese volumen de deuda española".

Los potenciales compradores de cajas de ahorros, como los bancos tradicionales, "ya tienen sus propios problemas, por lo que en las actuales circunstancias, la única solución podría ser que el Estado diera garantías a los inversores".

Los reguladores han arrancado el proceso de la consolidación, con la reducción del número de cajas de ahorros desde 45 a 17 entidades durante el pasado año, con resultados diversos. Algunas fusiones han sido intrarregionales, habilitando a las cajas a eliminar duplicidades y reducir costes, mientras que otras han combinado entidades en puntos opuestos de la península limitando el alcance de las sinergias, afirma el rotativo.