Europa se aleja de los dos grandes mercados

China y EE UU rescatan de la debacle a los fabricantes de automóviles

Los fabricantes de coches cerraron con solvencia un año que se preveía dramático. Los fabricantes comunicaron avances en las cifras de ventas, gracias al empuje de los mercados emergentes, especialmente China, y a la recuperación de EE UU. El mercado europeo, por contra, cayó el 5%.

Cuando peor pintaba el futuro para la mayor parte de los fabricantes de automóviles, la industria del motor ha cerrado el año con solvencia, con destacados avances en las cifras de matriculaciones el pasado ejercicio. Los fabricantes se han apoyado en el mercado chino, que cerró el año con un alza del 30% hasta 18,1 millones de unidades, y la recuperación del estadounidense, que logró un avance del 11,1% hasta 11,59 millones de unidades. Europa, por contra, vio como las matriculaciones retrocedían un 5,5% hasta 13,4 millones de coches.

Volkswagen superó por primera vez en toda su historia la barrera de los siete millones de unidades matriculadas, con un incremento del 13% en las ventas del ejercicio. El pasado año, la multinacional incrementó un 37% sus ventas en China, hasta 1,92 millones de automóviles. En Europa, por el contrario, el líder del mercado se tuvo que conformar con un retroceso del 4,9%.

General Motors no ha hecho públicos sus datos globales de ventas. Sus matriculaciones, sin embargo, subieron un 7,2% en EE UU el año pasado, hasta 2,2 millones de unidades. En China le fue aún mejor, dado que comercializó 2,3 millones de vehículos en el país, lo que supone un incremento del 28,8%. En Europa, por el contrario, las matriculaciones del grupo cayeron un 7,6% hasta 1,2 millones de coches.

El grupo automovilístico francés PSA Peugeot-Citroën registró un volumen mundial de ventas de 3,6 millones de unidades en 2010, lo que supone un aumento del 13% en comparación con las cifras del año precedente. Una vez más, China fue la región que registró un mejor comportamiento durante el pasado ejercicio, con un impulso del 37%, frente al 1,7% de mejoría del mercado del viejo continente.

Incluso las marcas de lujo, que se han visto penalizadas en los dos últimos años, cerraron con avances. Porsche registró un incremento del 29%, frente al 24% de Audi, el 14% de Mercedes-Benz y el 9,9% de BMW.

Los inversores recuperan la confianza en la industria

La mejoría comercial de las automovilísticas y las perspectivas más favorables en los mercados emergentes y en otros ya maduros como el de EE UU han provocado que los inversores hayan depositado su confianza en el sector de la automoción. En lo que va de año, la cotización de las automovilísticas europeas ha mejorado un 7,06%, con Porsche (+25,8%), Fiat (+19,3%) y PSA (+13,8%) con las mayores subidas. GM (+3,9%) y Ford (+11,08%) también se han unido a las alzas.