Bolsa de Nueva York

El paro hace titubear a Wall Street

El aumento contra pronóstico de las peticiones de desempleo y las pobres perspectivas de Bernanke sobre la recuperación del mercado laboral avivan una vieja preocupación: el paro. Con ella, acaba la corriente alcista de las últimas jornadas en el parqué neoyorquino, aunque en el último tramo las pérdidas se reducen.

Los principales selectivos de la Bolsa de Nueva York anotaron recortes este jueves El Dow Jones cede un 0,20%, hasta los 11.731 puntos; el S&P 500 pierde un 0,17%, para quedar en 1.283 enteros, y el tecnológico Nasdaq cae un escaso 0,07% (2.735 puntos).

A la exitosa subasta de Portugal y Grecia, que permitieron un respiro en las Bolsas, se añadió este jueves España. El Tesoro ha colocado 2999 millones de euros a cinco años. No obstante, el contexto internacional, capaz de animar a las compras ayer, ocupó hoy un segundo plano en Wall Street donde las referencias locales acapararon la atención.

Si el miércoles las determinaciones del Libro Beige de la Fed recogían una pequeña mejoría del mercado laboral en el último tramo del año -consecuencia de la campaña de Navidad-, el dato de paro semanal publicado esta jornada contradice las expectativas más optimistas y registra un repunte, aunque leve.

DOW JONES 29.219,98 -0,44%

Así, en la semana del 8 de enero, las solicitudes de subsidio aumentaron en 35.000 peticiones. El resultado defrauda los pronósticos de los analistas, que avanzaron que el indicador quedaría sin variación.

Tampoco el análisis de Bernanke sobre el panorama laboral contribuyó a rebajar las alarmas. El presidente de la Reserva Federal, que participó en un acto organizado por la Corporación Federal de Garantías de Depósitos y la CNBC, aventura un crecimiento económico de entre el 3% y 4% para 2011, aunque remarca que éste será insuficiente para producir una bajada importante de la tasa de desempleo, colocada en el 9,4%.

Otra referencia del día fue el déficit comercial del país . El indicador se situó en 38.300 millones de dólares, por debajo de los 38.400 millones correspondientes al mes anterior, según el dato revisado del Departamento de Comercio.

Por otra parte, fueron divulgados los precios al productor, que ascendieron un 4% en diciembre -dos décimas más de lo adelantado por los economistas-, y los precios al por mayor, que subieron un 1,1% en diciembre -también más del 0,8% previsto-.

Apartado empresarial

Merck fue el valor más castigado del día y caía un 6,62%, después de anunciar que ha paralizado los análisis clínicos de uno de los fármacos más importantes que tenía en pruebas, Vorapaxar, para tratar la trombosis.

General Electric fue protagonista de otra de las noticias de la jornada y publicó un acuerdo de compra por 520 millones de dólares sobre la tecnológica Lineage Power. Las acciones de GE perdían un 0,37%, una vez conocida la operación.

Intel, en las horas previas a la presentación de resultados trimestrales -ofrecerá esta información al cierre de la sesión-, quedaba plano, con un exiguo recorte del 0,06%.

Dentro del selectivo Dow Jones, con los treinta valores de referencia, el mejor fue Home Depot, con un incremento del 1,26%; le acompañaron en el podio Verizon (+0,93%) y Procter & Gamble (+0,78%).

Por el contrario, además de Merck -el peor del día- Alcoa (-3,02%) y Bank of America (-1,47%) cerraron el grupo de cola.

En relación a las materias primas, el crudo de Texas baja un 0,5% para acabar a 91,4 dólares por barril.