A fondo

Twitter marca los tiempos de la protesta

El viernes, nada más cerrarse el espacio aéreo por el parón de los controladores, estuvo claro que Twitter iba a ser protagonista. En pocas horas, los términos controladores, Barajas y AENA ocuparon los primeros puestos del ranking de Trending Topics. Un hecho que, anteriormente, solo había pasado cuando España ganó el Mundial de Sudáfrica. La oleada se ha extendido desde entonces y ha ido marcando la opinión y el sentido de las críticas de los usuarios.

El viernes por la noche y el sábado, las críticas a los controladores fueron demoledoras. "Espacio aéreo cerrado, ¿ataque terrorista? No, chantaje sindical", "a recoger aceitunas les mandaba", "la fiscalía abre diligencias, la cosa se complica", "a controlar los pasillos de Alcalá-Meco", "controladores, ¿sentís presión?, hablad con los que no tienen trabajo", "problemas en el sistema nacional de trasplantes"...

A mediodía del sábado, y tras la declaración del estado de alarma, muchos comentarios se volvieron hacia la política, "el colmo de la democracia es celebrar la Constitución en estado de alarma" o "significativo que en el primer estado de alarma en democracia comparezca Rubalcaba y no Zapatero", se decía en Twitter, además de cruces de acusaciones entre los partidarios de distintos partidos políticos: "¿por qué el Gobierno aprobó el decreto el viernes?, sabía lo que iba a pasar" y "¿se reunió el PP con los controladores?". Sin duda, la tarde del sábado, en la que muchos recordaron que el parón de los controladores había tenido más impacto que la huelga general de septiembre, fue muy caliente.

El domingo por la mañana, algunos portavoces de los controladores saltaron al ruedo de Twitter a defenderse. Uno de los más activos fue César Cabo, quien dijo que el caos y "la reacción desmedida del colectivo ha venido provocada por meses de acoso". Cabo, que pidió que se respeten los derechos laborables, fue contestado por Jesús Encinar, fundador de Idealista y uno de los twitteros más seguidos de España (tiene 28.400 seguidores). Encinar respondió que "no os importa el dolor que causáis" o "sois odiados por vuestros hechos".

En la tarde del domingo, en la que surgieron pronósticos sobre la segura caída de la Bolsa española el lunes, comenzaron a aparecer ofrecimientos y consejos de cómo denunciar a los controladores, "el martes veremos a los abogados", "consejos para ir contra su patrimonio", "piden 10.000 euros de indemnización a cada controlador". Ayer, esta tendencia se extendió en Twitter y se ampliaron las ofertas para sumarse a las denuncias de organizaciones de consumidores como Facua o CEACCU, así como del litigio que está diseñando el despacho Cremades & Calvo Sotelo: "una demanda que llegaría a 6.000 millones", "decálogo de consejos para demandar" y "atención gratuita", entre otros muchos. Los consejos no se ofrecían solo en castellano, sino también en idiomas como inglés y portugués.

Y lo que nunca se pierde es el buen humor. "La SGAE brinda porque los controladores son más odiados", "Mourinho se hace controlador porque nadie puede ser más chulo que él" y "Montesquieu rehace su teoría; no son tres sino cuatro los poderes del Estado: Legislativo, Ejecutivo, Judicial y los controladores aéreos". Y Twitter ha demostrado que es un canal de movilización y protesta, cada vez mayor.