Poseen activos inmobiliarios de más de 5.000 millones

Los concesionarios de coches buscan vías para rentabilizar sus instalaciones

Los concesionarios buscan fórmulas para salvar la comprometida situación en la que se encuentran a causa de la caída de las matriculaciones. Una de ellas es maximizar el retorno de las cuantiosas inversiones en inmuebles que llevaron a cabo durante el boom de las ventas y que les ha llevado a poseer activos valorados en algo más de 5.000 millones de euros.

La brutal caída de las matriculaciones ha puesto en una situación peligrosa a los concesionarios automovilísticos de España, lo que les obliga a buscar ingresos alternativos a su negocio típico. Uno de ellos pasa por maximizar el aprovechamiento de las cuantiosas inversiones inmobiliarias, según datos de un informe elaborado por el Instituto de Empresa a partir de los datos de la patronal, Faconauto.

Según las últimas cifras disponibles, la valoración bruta de los activos del sector puede superar los 5.000 millones de euros. A esta cifra, sin embargo, se le deben descontar los costes de reconversión de los inmuebles, dado que poseen un alto un grado de singularidad, y la falta real de operaciones de compraventa en el mercado que, ante la poca demanda, influiría en el valor de esos inmuebles. El profesor del IE, Ricardo Conesa, explicó que durante la época de bonanza de los mercados inmobiliarios y del motor, los concesionarios acumularon bienes inmuebles, que en la actualidad ascienden a 5,7 millones de metros cuadrados de espacios construidos, además de otro millón de metros cuadrados de espacios descubiertos. Además, acometieron numerosas obras para cumplir los requisitos de las marcas. Antes de la crisis, la rentabilidad del negocio de distribución era inferior a la rentabilidad y valor que el negocio inmobiliario asociado ha generado, y de esta manera, la revalorización de los activos inmobiliarios, las altas capacidades de apalancamiento financiero y el crecimiento en ventas del sector propiciaron una situación de razonables retornos de inversión a pesar del pequeño y decreciente margen.

Ahora, sin embargo, la situación ha cambiado y existe un mercado de distribución excesivamente fragmentado, unos plazos de reparaciones que se han ampliado debido a la crisis, con un elevado apalancamiento inmobiliario y un excesivo número de instalaciones, con pocas ventas por instalación y metro cuadrado.

El IE recomienda la entrada en nuevos negocios

Ricardo Conesa recomienda como posibles soluciones a la situación actual que los puntos de venta busquen nuevas vías de ingresos como asumir nuevas marcas automovilísticas, ventas cruzadas de otros productos que pueden estar relacionados con la automoción, como pueden ser los seguros o, incluso, la puesta en marcha de nuevos negocios para aprovechar el espacio disponible, como la venta de ropa. Conesa citó como ejemplo el caso de las gasolineras, que introdujeron tiendas de conveniencia para maximizar la explotación de sus espacios. El profesor del IE, además, apunta como posibilidad la venta o el alquiler de activos.

Y es que la rentabilidad de los locales con que cuentan los concesionarios, según los datos disponibles, no es demasiado holgada. Las ventas anuales por metro cuadrado de los concesionarios ascienden a 3.548 euros anuales, frente a los 3.835 euros del sector de moda y complementos. A ambos les supera el de la venta de electrónica, cuya facturación por metro cuadrado alcanza los 5.630 euros. Las ventas de los concesionarios presentan además una desventaja frente a otros sectores. En su caso, la facturación media por producto es muy alta, por lo que los ingresos son más sensibles a bajadas de la demanda.

Bajo rendimiento

El resto de sectores de distribución presentan mejores ratios de rentabilidad que los concesionarios. Su beneficio anual por metro cuadrado asciende a 17,94 euros, frente a los 34,34 euros de la electrónica, los 50,76 euros del sector de alimentación en Europa, los 163,5 euros de la venta de moda y complementos en España o los 242,6 euros de la decoración y mobiliario en Europa.

Faconauto celebra hoy su congreso nacional

La Federación Nacional de Asociaciones de Concesionarios de Automoción (Faconauto) celebra hoy el XIX Congreso Nacional de la Distribución de la Automoción, en el que 400 concesionarios analizarán la complicada situación que atraviesa el sector.

El evento contará con la presencia de expertos del sector del automóvil y directivos de algunas de las empresas automovilísticas más importantes de España, que analizarán cómo lograr rentabilidad en los concesionarios en un entorno poscrisis, en el que las ventas vuelven a caer a un ritmo del 50%, o la necesidad de revisar las relaciones entre la concesión y el fabricante.

Asimismo, en el marco de este congreso nacional se presentará en exclusiva el estudio El Observador 2010 del Automóvil, elaborado por el banco Cetelem sobre los hábitos de compra de coches en el mercado español.

La cifra

6,314 millones de euros fue la facturación media de los 3.216 puntos de venta en España, que tienen una superficie media de 2.100 metros cuadrados.