Marruecos asegura que dieron "informaciones falsas"

Los periodistas de la Cadena Ser llegan a Las Palmas

Los tres periodistas de la Cadena Ser, æeuro;ngels Barceló, Nicolás Castellano y Ángel Cabrera ya han llegado a Las Palmas. La directora de 'Hora 25' defiende su viaje: "Hay que estar donde resultamos incómodos". Por su parte, el Gobierno marroquí ha justificado la expulsión de los periodistas en el hecho de que dieron "información falsa sobre su identidad y profesión" además de acusarles, como a otros periodistas españoles, de querer "perjudicar los intereses" del Reino con sus informaciones.

La periodista y directora de 'Hora 25' y 'Hora 25 Global' ha reiterado a su llegada a Las Palmas de Gran Canaria que los periodistas no deben ser los protagonistas de la noticia. "Si a nosotros tres nos ha pasado lo que nos ha pasado siendo ciudadanos españoles, teniendo el apoyo del Gobierno, no me quiero ni imaginar lo que pueden pasar los saharauis".

Según informa la agencia oficial MAP, que cita a las autoridades locales, Ángels Barceló, Nicolás Castellano y Angel Cabrera llegaron a Marruecos desde Bir Kandouz, en Mauritania, mintiendo sobre su identidad y profesión.

Una vez en El Aaiún, "realizaron de forma clandestina coberturas y reportajes que deformaban la realidad" en relación con los acontecimientos del lunes que "ni siquiera siguieron sobre el terreno", señala la agencia, subrayando que hicieron estas informaciones "desde casas pertenecientes a pro separatistas hostiles a la integridad territorial de Marruecos con el fin de sembrar cizaña y poner a la opinión pública internacional contra el reino".

Tras localizar donde estaban escondidos, prosigue el relato que hace la MAP, "se procedió a su detención". Los tres periodistas han sido expulsados ya desde el aeropuerto de El Aaiún y han aterrizado en Las Palmas, según ha informado la Cadena Ser.

"La forma en la que los tres periodistas han cubierto los acontecimientos de El Aaiún es un ejemplo flagrante del tratamiento parcial reservado por algunos medios españoles a todo lo que se refiere a Marruecos y a sus justas causas con la premeditación de distorsionar la realidad", subraya la MAP.

Según el medio oficial, algunos medios españoles "abordan las cuestiones marroquíes sobre la base de una agenda bien definida para perjudicar los intereses vitales del Reino, lejos de la deontología de la profesión.

Poco antes, el Ministerio de Comunicación había emitido un nuevo comunicado en el que criticaba la labor que están realizando los corresponsables españoles en Marruecos, a los que acusó de "inexactitud en sus informaciones" y de "expresar claramente posiciones políticas hostiles a la imagen y a las instituciones de Marruecos". Asimismo, reprochó que algunos de ellos han "tomado parte, de forma flagrante, a favor de los enemigos de Marruecos". Por otra parte, el Ministerio de Comunicación decidió este viernes retirar la acreditación al corresponsal del diario ABC, Luis de Vega, en virtud del artículo 22 de la ley sobre el estatuto de los periodistas que estipula que estos deben "ejercer su profesión en el marco del respeto de la soberanía nacional, de la deontología de la profesión y de la legislación en vigor".