Sólo el 16% de los inversores prefirió el efectivo

Santander ahorra 823 millones con el dividendo en acciones

La jugada de repartir parte del dividendo en acciones le ha salido redonda a Santander. Sólo el 16% de los accionistas del banco ha pedido recibir en efectivo la retribución de noviembre, lo que ha supuesto para la entidad un ahorro de 823 millones respecto a si lo hubiesen solicitado el 100% de los inversores.

Santander ahorra 823 millones con el dividendo en acciones
Santander ahorra 823 millones con el dividendo en acciones

La fórmula scrip dividend con la que Banco Santander decidió sustituir el tradicional dividendo de noviembre ha supuesto un gran ahorro para las arcas del banco. El banco ha realizado una ampliación de capital liberada, dando a los inversores la posibilidad de vender al banco el derecho de suscripción por un precio -0,119 euros- equivalente al dividendo por acción cobrado en 2009. Quien no optase por esta vía pudo vender los derechos en el mercado o recibir una acción gratis por cada 78.

Al final, solamente el 16% de los accionistas ha optado por cobrar el dividendo en efectivo. Eso ha supuesto un desembolso para el banco de 157 millones de euros, según comunicó ayer a la CNMV. El 84% restante optó bien por recibir las acciones, bien por vender los derechos en el mercado. Pero, para el banco, la elección es indiferente; en ningún caso debe realizar desembolsos. Las acciones que se emiten en la ampliación de capital liberada -88,7 millones de títulos- no tienen efecto sobre el negocio del Santander. Por el contrario, diluyen la participación del inversor que haya optado por cobrar el derecho de suscripción. En este caso, la dilución del capital para el accionista es del 1%, al emitirse 88 millones de acciones nuevas. Por otra parte, si el 100% de los inversores hubiese optado por la alternativa de vender el derecho de suscripción al Banco Santander, la entidad tendría que haber realizado un desembolso de 980 millones de euros, según se desprende de los datos. De este modo, el ahorro para el banco es de 823 millones de euros.

Esta cantidad que deja de pagar el banco a sus accionistas equivale a casi el 10% del beneficio del año pasado. Y su importancia es aún mayor si se tiene en cuenta que es dinero que, al tratarse de beneficios después de impuestos ya consolidados, va directamente a engordar el colchón de capital del grupo Santander, una necesidad compartida por todo el sector financiero ante la llegada de las nuevas normas de Basilea III. Actualmente Santander tiene un ratio de capital del 8,5% sobre los activos, una de las cifras más elevadas del sector, pero que no alcanza aún el 9% que exigirá Basilea III. No será hasta 2013 cuando, paulatinamente, entren en vigor estas normas, pero las necesidades de más capital ya están sobre la mesa.

SANTANDER 3,19 2,02%

En este sentido, y dado que los inversores están optando de forma mayoritaria por recibir acciones en lugar de efectivo, no extraña que el banco apuntase en la presentación de resultados de la semana pasada que está estudiando repetir la retribución a través del scrip dividend para próximos pagos al accionista. La próxima cita con los inversores del banco será en los primeros días del mes de enero, cuando se realiza el tercer dividendo a cuenta de 2010. Según Bloomberg, la previsión media de los analistas es de un monto bruto de 0,1214 euros por acción.

Santander no es la única entidad que ha optado por fórmulas alternativas para fortalecer capital a costa de los dividendos. Pero Popular y BBVA optaron por un método distinto; pagar el dividendo con acciones procedentes de la autocartera de las propias entidades.

es el porcentaje de dilución del capital para los actuales accionistas derivado de la emisión de las nuevas acciones.

millones de euros se habría gastado el banco si todos sus accionistas hubiesen reclamado el pago en efectivo.

euros por acción es la previsión del dividendo de Santander en enero, según la estimación media recogida por Bloomberg.

Las cifras

- 1% es el porcentaje de dilución del capital para los actuales accionistas derivado de la emisión de las nuevas acciones.

- 980 millones de euros se habría gastado el banco si todos sus accionistas hubiesen reclamado el pago en efectivo.

- 0,12 euros por acción es la previsión del dividendo de Santander en enero, según la estimación media recogida por Bloomberg.