Cierre de sesión

Wall Street confía en el acicate de la Fed

La Bolsa de Nueva York acaba con ganancias una jornada huérfana de referencias macro, en la que las elecciones legislativas y el primer día de reunión de la Reserva Federal acapararon toda la atención. El Dow Jones sube un 0,58% y partirá mañana desde los 11.188 puntos.

El S&P 500 asciende un 0,78%, alcanzando los 1.193 enteros; mientras el tecnológico Nasdaq anota un incremento del 1,14% (2.533 puntos).

El mercado estadounidense arrancaba este martes con importantes avances, después de que ayer la cautela predominara y llevara a los principales selectivos a cerrar en tablas.

La Reserva Federal iniciaba hoy una reunión de dos días, en la que se está debatiendo la conveniencia de activar otro plan de estímulo monetario que permita vivificar la recuperación económica -cuya ralentización ha quedado reflejada en los últimos indicadores-. Pese a que las determinaciones adoptadas y los términos en los que se concretará el apoyo del banco central no serán publicados hasta mañana, los inversores ya especulaban hoy con que la Fed comprará hasta 500.000 millones de dólares en bonos del Tesoro a lo largo de los próximos seis a nueve meses.

DOW JONES 25.017,44 -1,56%

Esta medida -que sería acogida con agrado en el parqué-, junto con las elecciones legislativas propiciaron hoy las subidas bursátiles.

Los comicios animaron a las compras, puesto que la mayoría de los sondeos apuntan a una victoria republicana. La Bolsa interpreta que este giro en lo político podría traducirse en un recorte del gasto público y da la bienvenida a la austeridad por la que abogan los conservadores.

Empresas: vencedores y vencidos

En el apartado empresarial, los resultados presentados hoy por Pfizer y MarterCard fueron cita destacada en la agenda.

Respecto a la primera, la farmacéutica ha obtenido un beneficio atribuido de 866 millones de dólares en el tercer trimestre, lo que representa una caída del 70% frente a la ganancia del mismo periodo de 2009. Los costes de integración y de reestructuración asociados a la adquisición de Wyeth aparecen como factor desencadenante de este retroceso. Los inversores castigaban las cuentas y el valor perdía un 0,91%.

La otra cara de la moneda la protagonizó MasterCard. La empresa de tarjetas de crédito y servicios de pago obtuvo en el tercer trimestre de 2010 un beneficio neto atribuido de 518 millones de dólares, un 14,6% más que en idéntico lapso del ejercicio anterior. Los títulos de la compañía subían hoy un 2,92%.

Dentro del selectivo Dow Jones, con los treinta valores de referencia, el mejor fue Home Depot, con un avance del 2,61%; le acompañaron en el podio American Express (+2,00%) y Microsoft (+1,67%).

Por el contrario, JP Morgan cedió un 1,23% convirtiéndose en el peor del día. Boeing (-0,99%) e Intel (-0,97%) cerraron el grupo de cola.

En cuanto a las materias primas, el barril de crudo de Texas experimentó este martes un avance del 1,14% y terminó a 83,9 dólares por barril (159 litros). Esta subida llevó a los contratos con vencimiento más próximo a cerrar en su precio más alto en seis meses , después de que el 3 de mayo acabaran a 86,19 dólares.

En el repunte del petróleo pesó el retroceso del dólar. El billete verde se depreciaba frente a otras divisas como el euro, que poco antes del cierre se cambiaba a 1,4035 dólares, frente a los 1,3887 dólares del lunes.