Financiación autonómica

S&P rebaja el rating a Andalucía pese a recortar el presupuesto para 2011

La agencia de medición de riesgos Standard & Poor's (S&P) rebajó ayer la calificación de la deuda a largo plazo de la comunidad autónoma de Andalucía haciéndose eco de sus malas cifras presupuestarias. Y eso a pesar de que las cuentas andaluzas comprenden una reducción del 6,4% para 2011 respecto a este año.

Sin embargo, las perspectivas para S&P tampoco son halagüeñas: "Los resultados presupuestarios recientes de la región y nuestras previsiones a corto y a medio plazo indican un crecimiento considerable del endeudamiento regional". Así pues, la agencia deja la puerta abierta para nuevas devaluaciones en su nota.

Entre las principales razones barajadas para esa rebaja, la agencia destacó el "fuerte deterioro presupuestario de los dos últimos años" y a sus expectativas de persistentes déficits financieros. Sin embargo, la deuda andaluza pasó de una AA a una AA-. Esto es, la región refleja aún "un nivel de endeudamiento modesto".

La calificación "se encuentra constreñida por el crecimiento de los gastos corrientes y por la rigidez de los mismos, debido a la importancia de las partidas presupuestarias dedicadas a sanidad, educación y servicios sociales. Asimismo, los indicadores de paro y riqueza permanecen claramente por debajo de la media española y, especialmente, de la media europea". En ese sentido, el Gobierno regional efectuó un recorte en los Presupuestos de la comunidad para 2011. La Junta dispondrá de 31.682 millones de euros de los que destinará una gran parte, el 78,1% a políticas sociales, según destacó ayer Carmen Martínez Aguayo, consejera de Hacienda de la Administración Pública. La partida que más ha sufrido el recorte ha sido la inversión directa que ha registrado una caída del 24,3%, es decir, 5.386 millones.