Busca reducir los riesgos

El Gobierno permite que BME comience a negociar derivados sobre electricidad

Ya está aprobada la reforma del mercado de derivados. Es inminente la entrada en funcionamiento del nuevo segmento de negocio diseñado por BME para proporcionar servicios de cámara de contrapartida para el mercado de derivados sobre electricidad. Se denominará MEFF Power.

El Consejo de Ministros ha aprobado hoy el real decreto que regula los mercados oficiales de futuros y opciones. Supone la mayor reforma de la legislación española sobre estos mercados, en vigor desde finales de 2001, y los armoniza con la directiva Mifid.

Pero el mayor cambio, y que el supondrá más novedades inmediatas, se refiere a la capacidad de que una sociedad rectora ofrezca servicios de contrapartida central para derivados negociados bilateralmente en mercados no organizados. La norma abre la puerta a que MEFF preste servicios de cámara de contrapartida central a la negociación de toda clase de activos.

Desde hace meses, Bolsas y Mercados Españoles (BME) lo tiene todo preparado para que empiece a funcionar como cámara de contrapartida en el mercado de la electricidad, que ya existe: es el Mercado Ibérico de la Electricidad (Mibel). La novedad radica en que éste es en gran parte no organizado (OTC, por sus siglas en inglés), de forma que BME ofrecerá a los posibilidad de garantizar las operaciones, como ya hace con ocurre con MEFF Renta Variable (en este caso, es mercado y cámara de contrapartida al mismo tiempo).

Es de prever que el nuevo segmento de negocio de BME se ponga en marcha en las próximas semanas. Primero tendrá que entrar en vigor la reforma aprobada hoy por el Gobierno, para lo que habrá que esperar a que sea publicada en el BOE. Después, la CNMV tendrá que dar el visto bueno al reglamento del nuevo segmento de negocio.