Dejó el cargo la semana pasada

Ghizzoni sustituye a Profumo al frente del grupo bancario italiano Unicredit

El Consejo de Administración del grupo bancario italiano Unicredit nombró hoy a Federico Ghizzoni nuevo consejero delegado, en sustitución de Alessandro Profumo, quien dejó el cargo la semana pasada tras la polémica por el incremento de la presencia libia en el accionariado del gigante financiero.

Según informaron fuentes del grupo bancario, el consejo de administración, reunido en Varsovia (capital de uno de los países en los que la entidad tiene más presencia), decidió poner así fin al cargo interino de consejero delegado asumido por el presidente de Unicredit, Dieter Rampl, tras la partida de Profumo, el pasado 21 de septiembre.

"Ha sido una jornada estresante, de emoción y no de negocios. Estoy honrado por la confianza. Creo mucho en este grupo y confío en mis colegas", dijo Ghizzoni a medios italianos tras recibir la noticia de su nombramiento.

"Tras treinta años en el banco, esto es algo que no puedo describir", afirmó el nuevo consejero delegado de Unicredit, quien añadió que el grupo bancario debe continuar como hasta ahora porque "es un grupo muy fuerte". Ghizzoni (Piacenza, 1955) entró en Unicredit en 1980 como director de Atención al Cliente de una sucursal en su localidad natal y, desde entonces ha ocupado varios cargos dentro del grupo, entre ellos el de subdirector general de la oficina de Londres y la de director general de la sucursal en Singapur.

En 2007 se convirtió en responsable de la División de Mercados de Polonia de Unicredit y en 2009 responsable del grupo para el centro y este de Europa.

El pasado 21 de septiembre, tras una tensa reunión extraordinaria celebrada en Milán (norte de Italia), el Consejo de Administración de Unicredit decidió retirar su confianza a Profumo y exigirle la dimisión, después de conocerse que la presencia de capital libio en el grupo llegaba ya al 7,5%.

La polémica surgida en torno al ex responsable de Unicredit, quien estaba al frente del grupo desde 1997, llegó después de que algunos accionistas de la entidad consideraran que el incremento de la presencia libia en el accionariado se produjo con su beneplácito y sin informar debidamente al resto de socios.

El último incremento del capital libio en el grupo, que lleva fecha de 31 de agosto, situaba a la Autoridad de Inversiones de Libia en el 2,59% del accionariado de Unicredit, participación que se unía al 4,98% del Banco Central de Libia, lo que sumaba el 7,5% del total de las acciones.

Según los medios, en el malestar de parte de los accionistas con Profumo pesaba también por los resultados del grupo de los últimos tiempos, en los que había pasado de un beneficio de 6.000 millones de euros en el 2007 a 1.700 millones de euros en 2009, una caída que, además de la crisis, achacaban a la gestión del directivo.

En declaraciones que recogen hoy los medios italianos, el gobernador del Banco Central de Libia, Farhat Omar Bengdara aseguró al término del Consejo de Administración en Varsovia que la participación libia en el accionariado no aumentará.