Correa está atrapado en un hospital de la policía

El presidente de Ecuador habla de intento de golpe de Estado

El presidente de Ecuador, Rafael Correa, afirmó hoy que ha habido un intento de golpe de Estado en el país donde reina la incertidumbre debido a la crisis que estalló después de que policías y militares de tropa iniciaron una protesta.

El presidente de Ecuador, Rafael Correa, está atrapado en un hospital de la policía, donde recibe tratamiento al haberse hecho daño en la pierna, y está rodeado por manifestantes que le impiden salir.

"Me dicen que han cercado los alrededores", dijo el propio Correa a la Radio Pública.

El hospital está cercado por policías que protestan contra una reducción de sus beneficios salariales.

"Es un intento de golpe de Estado de la oposición y son ciertos grupos enquistados en Fuerzas Armadas y Policía que siempre estuvieron, básicamente el grupo de Sociedad Patriótica", dijo en la Radio Pública en referencia al partido político del ex presidente Lucio Gutiérrez.

El Gobierno de Ecuador declara el Estado de excepción

El Gobierno de Ecuador decretó hoy el estado de excepción en todo el territorio nacional y delegó a las Fuerzas Armadas la seguridad interna y externa del país.

El secretario jurídico de la Presidencia, Alexis Mera, dijo en rueda de prensa desde el Palacio de Gobierno, que se declara el "estado de excepción por una semana" y que en ese periodo las fuerzas militares asumirán el control de la seguridad interna y externa del Estado.