Bolsa de Nueva York

El parqué neoyorquino pone fin a las pérdidas y el Dow Jones recupera los 10.000

Pese a unos inicios turbulentos provocados por los malos datos de la jornada anterior, la Bolsa de Nueva York ha conseguido remontar en el último momento. Después de cuatro jornadas consecutivas con el rojo como telón de fondo, los indicadores han invertido la tendencia. Los resultados macro de este miércoles no han sido muy alentadores, pero aun así el Dow Jones ha recuperado un 0,20%, superando los 10.000 puntos (10.0059) que llegó a perder durante los primeros compases.

Por su parte, el S&P 500 ha subido un 0,33%, manteniéndose en los 1.055 puntos, mientas que el tecnológico Nasdaq es el que más ha aumentado al registrar un incremento del 0,84% (2.141 puntos).

El mercado inmobiliario se ha convertido en el foco de atención para los inversores. Si ayer las ventas de casas de segunda mano arrojaban una cifra muy negativa, la peor en 15 años, tras registrar un descenso del 27,2%, hoy le ha tocado el turno a las viviendas de nueva construcción. Durante el mes de julio, la venta de este tipo de inmuebles descendió un 12,4%, ensombreciendo las predicciones de los analistas que vaticinaban un leve incremento. Con esta caída, la tasa anualizada se sitúa en las 276.000 unidades, la más baja desde que se empezó a medir el indicador, tal y como ha señalado el Departamento de Comercio.

La noticia difundida añade incertidumbre a la situación económica, maltrecha por los resultados negativos de las últimas jornadas. Siguiendo con esta tendencia, el Gobierno revisó los datos correspondientes al mes de junio y redujo el aumento inicial del 23,6% al 12%.

DOW JONES 26.943,17 -0,31%

Otra de las referencias macro del día han sido los pedidos de bienes duraderos a las fábricas de EE UU en el mes de julio. Según lo publicado, el índice subió un tímido 0,3%, el primer incremento en tres meses. Pese a lo positivo del dato, el ascenso se queda corto si se compara con lo previsto por los expertos, que auguraban un aumento del 3%.

La cifra del mes anterior es menos pesimista de lo anunciado al principio. Frente a la caída del 1,2% inicial, el Gobierno ha rectificado y la sitúa en el 0,1%.

El sector manufacturero parece presentar señales de una posible desaceleración después de que haya sido uno de los principales motores de la recuperación. Aunque ha conseguido crear en empleo a lo largo de varios meses, no ha sido lo suficiente como para disminuir la tasa de paro que se sitúa en el 9,5%.

Las solicitudes de hipotecas semanales han pasado a un segundo plano. El resultado difundido esta jornada muestra un ascenso del 4,9% durante la semana del 20 de agosto, cifra que se queda muy por debajo de la registrada la semana anterior cuando subía un 13%.

Los inversores permanecen a la espera de la revisión del PIB correspondiente al segundo trimestre que se dará a conocer este viernes. Aunque los economistas apuntaban a una subida del 2,4%, los últimos acontecimientos han hecho que las previsiones se reduzcan al 1,2 y 1,4%.

Empresas del día

El escenario empresarial ha estado muy calmado este miércoles, después de que en las últimas sesiones pasase a ser uno de los protagonistas a falta de referencias. La empresa encargada de sacar a la luz sus cuentas ha sido la promotora de viviendas de lujo Toll Brothers. La compañía dejó las pérdidas a un lado y acumuló unas ganancias de 27,3 millones de dólares en su tercer trimestre fiscal. æpermil;sto le ha permitido que al cierre remontase un 5,93%.

Dentro del selectivo Dow Jones, con sus treinta valores de referencia, la empresa más cotizada ha sido Home Depot, al subir un 2,41%, seguida de Pfizer (+1,39%) y Kraft Foods (+1,16%).

Por el contrario, entre las peor paradas se hallan United Tech (-0,44%), acompañada de Caterpillar (-0,20%) y Coca-Cola (-0,13%), que ocupaban el penúltimo y antepenúltimo puesto respectivamente.

Respecto a las materias primas, el barril de crudo de Texas se encareció un 1,24% y cerró a 72,52 dólares. El dato contrasta con el aumento de las reservas de petróleo, más de lo esperado, durante la semana pasada en EE UU.