Se encuentra en máximos frente al dólar

El primer ministro y el gobernador del Banco de Japón discuten situación del yen

El primer ministro nipón, Naoto Kan, y el gobernador del Banco de Japón (BOJ), Masaaki Shirakawa, discutieron hoy por teléfono la situación del mercado de divisas y del yen, que se encuentra en máximos frente al dólar, informó la agencia local Kyodo.

Según dijo el portavoz de Gobierno, Yoshito Sengoku, durante una conversación de alrededor de 15 minutos, Kan y Shirakawa trataron la situación en los mercados financieros y de divisas, entre ellos los movimientos de la moneda nipona, el yen, que alcanzó su máximo en 15 años frente al dólar a principios de este mes.

No obstante, no debatieron la posibilidad de intervenir en el mercado para frenar la apreciación del yen, según indicó en rueda de prensa el portavoz del Gobierno.

Kan y Shirakawa también analizaron la situación en las economías europea y estadounidense y acordaron que el Gobierno y el BOJ mantengan una cercana comunicación, lo que podría traducirse en una próxima reunión entre ambos.

El portavoz declinó aclarar si Kan pidió al gobernador del Banco Central nipón que tomen medidas monetarias adicionales para hacer frente a la fortaleza del yen, la deflación y el bajo nivel de consumo y de inversiones.

Japón se enfrenta a la difícil tarea de asimilar la fortaleza del yen frente al dólar, que se intercambia actualmente en torno a los 85 yenes, lo que perjudica seriamente el avance de los exportadores nipones.

Las exportaciones han sido uno de los principales motores de la recuperación en Japón, aunque un yen a los niveles actuales pone en riesgo la competitividad y los resultados empresariales de las multinacionales niponas.

Además, hace una semana se supo que el Producto Interior Bruto (PIB) de Japón aumentó el 0,4 por ciento a ritmo anual, entre abril y junio, muy por debajo del avance registrado en el trimestre anterior, lo que supone un gran frenazo en el crecimiento japonés.

El Gobierno baraja aprobar nuevas medidas de estímulo para fortalecer la economía y promover el consumo interno.