Celebra reunión

El consejo de Galletas Gullón abordará mañana el conflicto que mantiene con el ex director general

Galletas Gullón tiene previsto celebrar mañana un consejo de administración de carácter ordinario en cuyo orden del día, entre otros puntos, se mantiene la restitución en su cargo del ex director general de la empresa Juan Miguel Martínez Gabaldón, a pesar de que el directivo ha rechazado su readmisión.

Martínez Gabaldón ha descartado la reincorporación y ha reclamado la indemnización de cerca de nueve millones de euros, la más alta fijada en España por despido improcedente, al entender que es inviable volver a una empresa cuyo consejo mantiene cinco acciones legales contra él, entre ellas una querella.

Según dijeron a Europa Press en fuentes de la compañía, el órgano de gobierno mantiene este punto en el orden del día, con el propósito de formalizar la restitución del directivo si acude a la empresa o de acordar las medidas que se consideren oportunas en el caso de que mantenga su postura.

En su sentencia sobre el conflicto laboral, el Tribunal Superior de Justicia de Castilla y León consideró que la salida del directivo, que trabajó 22 años en la compañía, afloró "en el contexto de un conflicto intestino por el control de Galletas Gullón", en referencia a la lucha que mantiene la ex presidenta ejecutiva, María Teresa Rodríguez Sainz-Rozas, con sus tres hijos varones y sus dos hermanos.

El próximo 1 de septiembre se celebrará una junta general de accionistas, convocada judicialmente, en la que la primera accionista de la compañía intentará recuperar el control de la empresa.

Fuentes próximas a Martínez Gabaldón consideraron que tras la oferta de acuerdo planteada por los actuales gestores existe la intención "ganar tiempo y confundir a la opinión pública" ante la celebración de la junta de accionistas y remarcaron que cualquier propuesta debería ir precedida de la retirada de las acciones legales interpuestas contra él.