Primera tienda en España

Abercrombie abrirá en Madrid en verano de 2011

El grupo de distribución estadounidense Abercrombie va desvelando con cuentagotas los detalles de la apertura de sus primeros establecimientos en España.

La primera tienda de Abercrombie & Fitch en Madrid abrirá sus puertas el próximo verano, en concreto en julio o agosto, según señalaba ayer la cadena textil en su presentación de resultados trimestrales. El local, situado en la plaza del Marqués de Salamanca -una de las zonas con rentas de alquiler más elevadas de la capital-, se convertirá en su establecimiento de referencia en España. Pero no será el único.

Antes de que concluya 2010, Abercrombie tiene previsto abrir otros dos locales en España de su cadena más joven y económica, Hollister. Estos dos establecimientos estarán situados en dos centros comerciales: Xanadú, en Madrid y La Maquinista, en Barcelona. Para Abercrombie, Hollister es su principal vía de expansión internacional, ya que las posibilidades de encontrar locales en centros comerciales son mayores y conllevan un menor desembolso económico.

Sin embargo, la empresa estadounidense ha recortado los planes de expansión de esta cadena. En su anterior presentación de resultados aseguró que pretendía abrir 25 establecimientos, que ayer rebajó a 20. Al margen de sus tiendas en España, el grupo abrirá locales de Abercrombie & Fitch en Dinamarca, Japón y Puerto Rico.

En total, sus planes de expansión van a conllevar un desembolso de 160 millones de dólares (unos 125 millones de euros). Pero al mismo tiempo que crece fuera de su mercado doméstico, Abercrombie se repliega en EE UU ya que va a cerrar 60 tiendas a lo largo de 2010, debido principalmente a la finalización de contratos de alquiler.

En cuanto a sus resultados, el grupo Abercrombie elevó sus ventas netas en el segundo trimestre de 2010 un 17%, hasta 745,8 millones de dólares. Fuera de EE UU, sus ingresos han repuntado un 85% y se sitúan en 133,2 millones. Sólo a través de su principal enseña Abercrombie & Fitch ingresa 322 millones de dólares.