Permitirá crear 800.000 puestos de trabajo para 2012

Obama: EEUU podrá producir el 40% de las baterías para vehículos híbridos y eléctricos

El presidente de EE UU, Barack Obama, dijo hoy que "en tan sólo unos años" las empresas del país tendrán capacidad para producir hasta el 40% de las baterías avanzadas para vehículos híbridos y eléctricos a nivel mundial.

Obama, que visitó hoy una empresa en el estado de Wisconsin que fabrica baterías utilizadas en proyectos de energías renovables, dijo querer que los automóviles del futuro tengan motores y baterías que lleven la etiqueta "hecho en EE UU".

"Esperamos que nuestro compromiso con las energías renovables permita crear más de 800.000 trabajos para 2012", afirmó el presidente, que señaló que su apuesta por las energías limpias está sentando las bases para un crecimiento sostenible.

"Hace tan sólo unos años, por ejemplo, las empresas estadounidenses fabricaban tan sólo el 2% de las baterías avanzadas para vehículos híbridos y eléctricos", afirmó.

"En tan sólo unos años tendremos hasta el 40% de la capacidad mundial", añadió.

Explicó que el motivo que le llevó a visitar las instalaciones de ZBB Energy, que fabrica, entre otras cosas, baterías para almacenar electricidad de turbinas eólicas y células solares, tiene que ver con el hecho de que empresas como esa indican el camino a seguir para un "futuro económico más brillante".

"Cuando las nuevas baterías para acumular energía solar salgan de las líneas de ensamblaje quiero que lleven imprimido en un lateral (la etiqueta) 'Hecho en EE UU'", dijo Obama ante los alrededor de 50 trabajadores de la planta y sus familiares.

El discurso en la compañía de Wisconsin fue la primera parada de una gira de tres días en la que Obama visitará cinco estados del país y durante la que se concentrará en recaudar fondos para sus correligionarios demócratas que competirán en las elecciones de noviembre.

Los demócratas, que controlan ahora las dos cámaras del Congreso, se preparan para unos reñidos comicios en noviembre, cuando se renovará la Cámara de Representantes y una tercera parte del Senado, así como gran parte de los puestos de gobernadores.