Encuesta sobre financiación

Una de cada diez pymes no consigue aún acceder a un crédito

El acceso a la financiación ajena sigue siendo un quebradero de cabeza para la pequeña y mediana empresa. La encuesta trimestral que elabora desde hace un año y medio el Consejo Superior de Cámaras dibuja una inquietante estabilización al alza -en el entorno del 85%- del porcentaje de firmas con problemas para acceder a la financiación. Una situación dura, si se tiene en cuenta que una de cada cuatro pymes intenta acceder al crédito (en la mayoría de los casos, para hacer frente a necesidades de circulante).

La buena noticia es que, si bien tímidamente, sigue reduciéndose la cuota de pymes que no consiguen obtener financiación alguna, para situarse en el 11,9% entre abril y junio. Son dos puntos menos que en el primer trimestre y seis menos que un año atrás; la sequía del crédito, que gangrena la actividad económica, da muestras tímidas de corrección, pero todavía algo más de una de cada diez solicitantes se quedan sin financiación. Por lo que toca a los problemas encontrados, también se observa una estabilización en cuanto al aumento de tipos de interés exigidos y al encarecimiento en los gastos y comisiones (en ambos casos, afecta a dos de cada tres pymes). Donde sí es significativa la mejoría de los últimos tres meses es en el volumen de financiación: una de cada tres pymes afirman haberlo visto reducido, pero ese 33,3% queda seis puntos por debajo del porcentaje del primer trimestre.

La encuesta, realizada entre 300 empresas de menos de 250 trabajadores, señala que la exigencia de garantías y avales ha aumentado para ocho de cada diez empresas, mientras que al 45,7% (diez puntos por encima del trimestre anterior) se le requirieron garantías de tipo personal.

Menos pesimismo

Los empresarios familiares de Madrid otorgan 2,19 puntos sobre nueve a la situación económica, frente a los 1,43 con los que la calificaban hace un año. En una encuesta de la patronal Adefam, la mitad espera mantener este año su volumen de ventas.