Ve la reforma en "fase inicial"

Felipe González pide un contrato indefinido "sin demasiada literatura, único y claro"

El ex presidente español Felipe González ha defendido este jueves que la reforma laboral puesta en marcha por el Gobierno "todavía está en la fase inicial", por lo que ha abogado por "hacer unas cuantas cosas sustanciales". A preguntas de los periodistas en Santander, González ha confesado que le "gustaría" que hubiera un contrato de carácter indefinido "sin demasiada literatura", "que sea único y que sea claro".

En la misma línea, se ha mostrado partidario de que la temporalidad sea "causal" y que se tuviera en cuenta "la estructura productiva" de España, para que "no se cometieran errores".

"Penalizar la temporalidad como tal no me parece razonable; penalizar el fraude de ley que utiliza la temporalidad es razonable", ha manifestado el ex presidente del Gobierno, quien ha recordado que en nuestro país hay una estructura productiva "muy ligada" a la temporalidad.

Así, se ha referido al sector turístico, que "es temporal o no es nada". "Y parece que (el turismo) tiene interés para España", ha apostillado.

Felipe González se ha expresado así en un encuentro con los medios de comunicación previo a su participación en la jornada 'Juan Luis Cebrián: el futuro desde la Transición', impulsada por la Fundación Instituto Cultura del Sur y que se ha celebrado en la Universidad Internacional Menéndez Pelayo (UIMP) de Santander.