_
_
_
_
Vida profesional

El secreto mejor guardado por los abogados de empresa

La asociación de letrados internos más influyente del mundo, ACC, impulsa un ranking confidencial sobre las firmas del mercado legal.

Es, en estos momentos, el ranking más novedoso, más independiente y más polémico de todo el mercado legal internacional. Y lo es no sólo porque ha sido puesto en marcha por la asociación de abogados de empresa más grande e influyente del mundo -la Association of Corporate Counsel (ACC)- sino porque tiene una característica que lo diferencia de todos los demás: es absolutamente confidencial.

A finales del año pasado la ACC, organización que aglutina a 25.000 abogados in house de un total de más de 10.000 empresas en 70 países (entre ellas, 74 de las 100 compañías más grandes del mundo), anunció la creación del ACC Value Index, un índice de satisfacción cuyo objetivo es ayudar a los abogados internos "a compartir información significativa sobre el valor que obtienen del asesoramiento legal externo".

Tras unos primeros meses de puesta en marcha, la ACC ya ha anunciado que para finales de 2010 la base de datos de su Value Index contará con unas 10.000 valoraciones de abogados de empresa sobre los bufetes que contratan. Entre esas valoraciones se incluye la respuesta a una pregunta especialmente perturbadora para los despachos y extraordinariamente sabrosa para el mercado: "¿Contrataría usted de nuevo a esa firma legal?".

Los bufetes presionan

Pese a la corta edad del índice, la polémica está servida. En un mercado en el que los rankings tienen un peso importante, la aparición del Value Index ha causado revuelo tanto en la prensa anglosajona especializada como en la multitud de blogs sobre servicios legales que plagan la red. Desde allí se reclama a la ACC que levante el velo de confidencialidad y revele qué piensan realmente los clientes sobre los servicios legales que reciben y que pagan. Como confesaba a principios de año a la publicación británica The Lawyer, Fred Krebs, presidente de la organización, a algunos bufetes no les ha gustado la idea de un ranking en el que los clientes compartan sus experiencias. La mayoría, sin embargo, ha preferido ser práctica y solicitar a la ACC el acceso a la información. No en vano, es una oportunidad irrepetible para saber lo que los clientes piensan, con claridad y sin tapujos, sobre el servicio prestado por los despachos. Así, Krebs anunció recientemente que la ACC permitirá a las firmas acceder al índice, aunque de manera que sólo puedan conocer algunos datos relativos al propio bufete, pero no a los competidores ni a la clasificación.

Para articular el acceso online a los datos, la organización ha diseñado un protocolo específico. El bufete solicitante deberá nombrar a una persona como interlocutor, que será la única habilitada para acceder al portal de ACC y consultar la información. Después podrá compartirla con el resto de la firma. El resto será trabajo interno y autocrítica por parte del bufete. O lo que es lo mismo: "¿qué podemos hacer para mejorar?"

¿Qué dice su cliente de usted?

No se engañe. Por muy buena relación que tenga con el director de asesoría jurídica de su cliente, nunca le dirá lo que piensa del despacho con la misma franqueza que a un colega. æpermil;sa es la gran fuerza que tiene el Index Value de la ACC. Cada miembro de la organización es invitado a clasificar los despachos con los que ha trabajado con una escala de uno a cinco puntos (cinco es la excelencia) y según una serie de criterios: comprensión de objetivos, expertice legal, eficiencia, responsabilidad, predicción de costes y resultados. A ello se añaden comentarios personales sobre la experiencia. Las aportaciones pueden realizarse anónimamente, aunque la ACC asegura que la mayor parte de los abogados se identifican.

Newsletters

Inscríbete para recibir la información económica exclusiva y las noticias financieras más relevantes para ti
¡Apúntate!

Archivado En

_
_