Compra de coches

Dos detenidos y otros 17 imputados por una estafa con el Plan 2000E

Dos personas han sido detenidas en Baleares y otras diecisiete están imputadas como presuntas autoras de delitos de falsedad en documento oficial y estafa en el marco de una trama destinada a obtener ilegalmente las ayudas para la compra de coches previstas en el Plan 2000E del Ministerio de Industria.

Según ha informado hoy la Guardia Civil, la operación se inició a finales del año pasado tras descubrirse que algunos concesionarios de automóviles de Mallorca ofrecían a clientes interesados en adquirir un vehículo nuevo turismos de segunda mano procedentes de un desguace para que lo pusieran a su nombre, lo diera de baja y se beneficiasen de los 2.000 euros de ayuda al comprar uno nuevo.

Además, la Jefatura Provincial de Tráfico denunció que frente a su sede en Palma aparcaba a diario una furgoneta desde la que una empresa ofrecía gratuitamente dar de baja vehículos.

Los investigadores descubrieron que concesionarios de Palma, Inca y Manacor, conchabados con la citada empresa y con un centro autorizado de reciclaje de vehículos, se apropiaban de coches cuyos propietarios habían entregado para que fueran destruidos, y empleaban los DNI de éstos, a los que engañaban para que se los entregaran, para transferir los automóviles a compradores de vehículos nuevos y obtener irregularmente la ayuda estatal.

Entre los diecinueve imputados por esta presunta estafa hay gerentes, jefes de ventas y vendedores de varios concesionarios de distintas marcas, así como responsables y trabajadores de la empresa suministradora de los vehículos de segunda mano.

La Guardia Civil les atribuye los delitos de falsedad en documento oficial y estafa, actos de los que serían víctimas entre 50 y 60 personas.

Uno de los afectados denunció los hechos ante la Guardia Civil de Oviedo, que lo comunicó a sus compañeros de Baleares, quienes mantienen abierta la operación y no descartan nuevas detenciones.