En 113 millones de toneladas en Europa

La tecnología móvil reducirá las emisiones de CO2, según un estudio de Vodafone

La tecnología móvil reducirá las emisiones de CO2 en 113 millones de toneladas en Europa para el año 2020, según un estudio que ha presentado este jueves la compañía Vodafone en colaboración con la consultora Accenture, titulado 'Telecomunicaciones y CO2'.

En un comunicado, responsables del estudio han destacado que estas tecnologías pueden generar un ahorro energético de 43.000 millones de euros, y que en España las telecomunicaciones móviles podrían reducir las emisiones de CO2 en 10,6 millones de toneladas, volumen equivalente a las emisiones de 4,7 millones de vehículos en 1 año.

En ese sentido, el director territorial de la zona centro de Vodafone España, Rafael Urgel, ha presentado en Ciudad Real dos casos de empresas líderes que utilizan las tecnologías móviles para ahorrar energía. Además, ha explicado que el ahorro se logra con la sustitución de productos y actividades físicas por alternativas virtuales y por el mayor protagonismo de servicios inteligentes 'máquina a máquina' (M2M).

El estudio especifica cinco áreas clave y diferentes oportunidades o ejemplos concretos para poner en funcionamiento estas iniciativas de ahorro de costes y reducción de las emisiones de gases de efecto invernadero: virtualización y en su aplicación con la consecuente reducción de emisiones de CO2 en 22 millones de toneladas; redes eléctricas más inteligentes (podrán reducir 43 millones de toneladas); logística inteligente (35 millones de toneladas); ciudades inteligentes (10 millones de toneladas); y sistemas de producción inteligentes (más de 1,9 millones de toneladas menos de CO2).

Asimismo, destaca que para lograr los resultados mencionados se necesitarán en Europa 1.000 millones de conexiones inalámbricas, el 87% de las mismas referidas a tecnologías M2M. "En algunos casos, se requerirán grandes inversiones económicas pero en otros, como la apuesta por las oficinas virtuales o el teletrabajo, tan solo serán necesarias pequeñas inversiones que se amortizarán rápidamente", concluye.