"Grecia debe recuperar la confianza de los mercados"

Merkel: Alemania ayudará a Grecia pero cuando Atenas presente un plan de ajuste

La canciller alemana, Angela Merkel, aseguró hoy que Alemania está dispuesta a hacer su aporte para ayudar a Grecia pero subrayó que primero tienen que darse las condiciones para ello, entre las que destacó la presentación de un plan de ajuste de Atenas, que debe ser aprobado por el FMI. Por su parte, el ministro de Finanzas alemán, Wolfgang Schäuble, condicionó hoy la activación del plan de ayuda a Grecia a que el Fondo Monetario Internacional (FMI) dé su visto bueno.

"Alemania ayudará, pero primero tienen que darse las condiciones. Eso tardará algunos días", dijo Merkel en una breve comparecencia ante la prensa.

Merkel hizo esa declaración tras hablar por teléfono con el director del Fondo Monetario Internacional (FMI), Dominique Strauss-Kahn, y dijo que de momento se está negociando el plan de ajuste griego.

"Lo importante es que Grecia recupere la confianza de los mercados y la competitividad y para ello se necesita el plan de ajuste del FMI", agregó Merkel.

Schäuble se pronunció en ese sentido tras una reunión con los dirigentes de los grupos parlamentarios alemanes. Según Schäuble, todos los grupos parlamentarios alemanes están dispuestos a ayudar, por lo que en principio el trámite de una aprobación a la ayuda a Grecia podría hacerse rápidamente y empezar la próxima semana.

No obstante, el ministro reiteró que el FMU tiene que determinar primero que la ayuda es realmente necesaria.

El ministro dijo que una ayuda a Grecia no sería "un favor" a ese país, sino que contribuiría a la estabilidad de la Eurozona y, por consiguiente, favorecería a los intereses alemanes.

En todos los grupos parlamentarios, según Schäuble, se piensa en una fórmula para que el sector bancario haga un aporte a la ayuda a Grecia.

Dentro del gobierno alemán, Schäuble se ha mostrado más abierto que otros políticos a activar rápidamente la ayuda a Grecia.

Los tres partidos de la coalición del gobierno insisten en que la ayuda debe estar condicionada a que Grecia haga mayores esfuerzos por consolidar su presupuesto y, también, al visto bueno del FMI.

El socio menor de la coalición, el Partido Liberal (FDP) del ministro de Exteriores Guido Westerwelle, se ha mostrado escéptico al respecto.

La Unión Socialcristiana (CSU), el ala bávara de la Unión Cristianodemócrata (CDU) de la canciller Angela Merkel, ha planteado incluso la posibilidad de que Grecia abandone la Eurozona y que se enfrente a la crisis con una moneda más flexible que el euro.

El jefe de la oposición en el parlamento, el socialdemócrata Frank Walter Steinmeier, ha dicho que la aprobación de la ayuda a Grecia debe estar condicionada a la participación del sector bancario.