La compañía está salpicada por el caso Gürtel

El administrador de Teconsa dice que "está abocada a la liquidación"

Los administradores concursales de Teconsa han encontrado "graves irregularidades" en la contabilidad de la compañía, salpicada por el caso Gürtel. Sostienen que el grupo, que llegó a facturar más de 400 millones, se ve abocado a la liquidación. No obstante, la compañía sostiene que va a "luchar por lograr un convenio anticipado de acreedores".

El Juzgado de lo Mercantil número 3 de Madrid ha dado traslado esta semana a las partes personadas en el concurso de acreedores del grupo Teconsa del informe realizado por la administración concursal. En el mismo, los tres administradores designados por el juez dan cuenta de "graves irregularidades" contables que han encontrado en la constructora del grupo empresarial de la familia Martínez Núñez.

Indican en su informe, al que ha tenido acceso este diario, que Teconsa se ha visto afectada, como el resto de empresas de su sector, por la crisis inmobiliaria y financiera. Pero añaden que la empresa "podría haber evitado caer en una situación concursal con una serie de actuaciones como podrían haber sido la refinanciación de la deuda financiera afecta a su negocio, el aprovechamiento de los beneficios de ejercicios anteriores no distribuidos para atender las pérdidas de los ejercicios 2008 y 2009, y actuaciones tendentes a mantener la cifra de negocio con el mayor volumen posible". La administración concursal de la compañía, que entró en concurso de acreedores el pasado septiembre, refleja que Teconsa en lugar de financiar sus operaciones de negocio destinó gran parte de sus beneficios a inversiones financieras. "Todas estas cuestiones", dicen, "han desmantelado la estructura productiva de la concursada y deteriorado su estructura financiera, llevándola a la situación concursal".

El despacho de abogados que representa a Teconsa, Aszendia, indicó ayer a este diario que, a pesar del informe, hoy mismo tienen previsto una reunión con acreedores para tratar de llegar a un convenio anticipado de acreedores y salir cuanto antes de la situación concursal en la que se encuentra. "Vamos a luchar por lograrlo", aseguróGabriel Segura, abogado de Teconsa. æpermil;l mismo indicó que la administración concursal está al corriente del interés de la empresa por lograr ese convenio anticipado.

La administración concursal termina diciendo sobre la situación financiera de la empresa que "una vez analizadas las circunstancias por las que la deudora llego a la situación concursal" y a la "vista de la destrucción de la estructura productiva y la pérdida de capacidad de contratación pública inherente al concurso, la Administración Concursal considera que la compañía carece de cualquier oportunidad de viabilidad, estando abocada a la liquidación".

Análisis aleatorio

Añaden que, de un "análisis aleatorio" de ciertas partidas, se han detectado "graves irregularidades". Entre ellas, préstamos de Teconsa a empresas de Martínez Núñez por 3,2 millones entre el 1 de enero y el 30 de septiembre de 2009. Teconsa entró en concurso en 2009, pero su situación financiera era límite ya desde 2008. "Hemos detectado en las comunicaciones de crédito realizadas por los acreedores que algunos de ellos reclaman facturas que figuran pagadas por caja en la contabilidad de la concursada", señala.

Entre las principales razones que señalan para explicar la situación de Teconsa destaca la relación de ésta con Proinsa, inmobiliaria deMartínez Núñez. Proinsa debe a Teconsa cerca de 120 millones. La administración muestra su extrañeza de que de esa deuda estén vencidos antes de 2008 más de 20 millones y que, sin embargo, no se consideren como de dudoso cobro y no se provisionen. Además, la administración anota como una de esas irregularidades pagos en efectivo de 4,5 millones por parte de Teconsa a proveedores y acreedores los días 1, 15 y 30 de mayo de 2009. Esa cantidad es la misma que el día 1 de mayo, explican, la empresa Estudio Financiero Serrano, participada por Teconsa en un 18,3%, devuelve en efectivo como parte de un crédito contraído con la matriz.

Quejas de los acreedores

Teconsa tenía al cierre del ejercicio 2008 fondos negativos por seis millones de euros. Por esta razón la administración concursal destaca los préstamos que la compañía entregó a empresas participadas durante el año 2009, justo antes de presentar concurso de acreedores.

José Martínez Carrera, director general del despacho de abogados Gesico, que representa a más de 50 acreedores con seis millones de euros de deuda, indica que es significativo que ya la auditora del ejercicio 2008 de Teconsa denegara como favorable el informe de auditoría de ese año.

Carrera señala también otra de las operaciones de Teconsa comentadas en el informe de la administración concursal, la venta de Gallega de Molienda de Clinker.

Teconsa vendió la empresa el pasado ejercicio por un importe de 9 millones de euros, perdiendo con esta operación cinco millones de euros.

La administración concursal indica en su informe que esta operación "está siendo objeto de un estudio especial por la Administración concursal, "que emprenderá las acciones necesarias para la mejor garantía de los derechos de los acreedores".

Por si fuera poco, a la complicada situación financiera del grupo de la familia Martínez Núñez hay que añadir su presunta implicación en el caso Gürtel.