Según datos del CGPJ

Las ejecuciones hipotecarias marcan un nuevo récord al acercarse a 100.000 en 2009

La crisis económica provocó que los juzgados españoles recibieran 93.319 solicitudes de ejecuciones hipotecarias en 2009, una cifra récord que creció el 59% respecto al ejercicio anterior, cuando estas peticiones se duplicaron ampliamente, según datos del Consejo General del Poder Judicial (CGPJ).

Las ejecuciones hipotecarias, que solicitan sobre todo las entidades financieras y que afectan tanto a particulares como a empresas, alcanzaron un nuevo máximo en el último trimestre de 2009, cuando se registraron 26.941 peticiones.

No obstante, esa cifra creció "sólo" el 27% en comparación con el cuarto trimestre del año anterior, una evolución que los expertos consideran lógica después de que se duplicaran estas solicitudes en todos los trimestres de 2008.

Las demandas de ejecución por impago de hipotecas permiten que la entidad financiera u otro acreedor subaste el bien (normalmente una vivienda o un edificio) para recuperar los importes prestados más los intereses, por lo que el CGPJ ya había pronosticado que se multiplicarían en 2008 y 2009 ante los actuales "momentos de dificultad financiera y económica".

En cualquier caso, el número de ejecuciones hipotecarias ha vuelto a superar este año las expectativas del CGPJ, que preveía 76.463 procesos en 2009, frente a los 53.272 calculados para 2008 (que finalmente se elevaron a 58.686).

Las ejecuciones hipotecarias, que se solicitan ante los juzgados de primera instancia, se empezaron a disparar en 2007, cuando se registraron 25.943 peticiones, un 47,2% más que las 17.622 contabilizadas en 2006, que habían crecido ligeramente respecto a las 15.411 de 2005 y las 14.346 de 2004.

El CGPJ, el máximo órgano de gobierno de los jueces, ha avisado en repetidas ocasiones que las estadísticas no dan la "idea real" de todos los inmuebles que se están ejecutando en los juzgados, ya que una única petición puede conllevar la subasta de varios bienes, de modo que "puede ser todavía más alarmante el incremento detectado".

Por comunidades autónomas, Aragón registró el mayor aumento en el número de ejecuciones hipotecarias en 2009, ya que crecieron el 97,61%, seguida de lejos por La Rioja, con una subida del 75,7%.

No obstante, el mayor número de ejecuciones hipotecarias se plantearon ante los juzgados de Cataluña, donde se registraron 18.053 solicitudes (un 60,6% más), mientras que en Andalucía se contabilizaron 17.774 solicitudes (un 55,1% más) y en Valencia, 16.290 (un 53,8% más).