Según un estudio de Legálitas

Las consultas legales por problemas de hipotecas aumentaron un 70% en 2009

Las preocupaciones de los españoles ante la posibilidad de perder su vivienda hipotecada o sobre cómo afrontar la renegociación de la deuda con las entidades financieras aumentaron un 70% en 2009 respecto al año anterior, según las 400.000 consultas legales recibidas por Legálitas y recogidas en su informe 'Radiografía de la economía familiar'.

Las consultas por operaciones de compra-venta de viviendas se redujeron un 35%, debido a la situación de crisis económica y a que los consumidores "miran con lupa la letra pequeña" de los contratos hipotecarios, según explicó Legálitas. Así, las entidades financieras fueron las instituciones en las que confluyeron gran parte de las reclamaciones, con un crecimiento del 25% en las consultas sobre el sector en 2009.

El director de Legálitas, Juan Pardo, resaltó en declaraciones a Europa Press que este informe es "un termómetro" de la sociedad, que no sólo se ajusta a la realidad del momento, sino que permite a la entidad "ajustar su oferta de productos a las necesidades reales de cada cliente".

Pardo también explicó que la crisis no ha motivado un incremento del número de consultas, sino que ha modificado las preocupaciones de los clientes y se han invertido algunas tendencias. En este sentido, indicó que la renegociación de las hipotecas o deshacer operaciones que ya estaban apalabradas con las inmobiliarias constituyen sólo algunos ejemplos de los problemas actuales de los usuarios que tienen una vivienda o que quieran acceder a una.

Por el contrario, los españoles consumieron menos y viajaron menos, por esta razón durante el año pasado descendieron en un 29% las consultas por compras en comercio, y en un 15% las de temas relacionados con viajes y transportes. La reducción del poder adquisitivo de los españoles también se hizo patente en el aumento de las reclamaciones motivadas por la liberalización de determinados servicios y la nueva facturación de la energía. En este sentido, Legálitas registró un incremento del 96% en las consultas sobre suministros domiciliarios.

La situación económica familiar también condicionó la llegada de nuevos miembros al hogar, y por ello las consultas sobre adopciones se redujeron un 33%. Por su parte, el mercado laboral pudo haberse resentido menos de lo que muestran las estadísticas, dado que las consultas sobre despidos "sólo" crecieron un 20%.

No obstante, Pardo destacó que en la actualidad la mayoría de las consultas realizadas en Legálitas son sobre despidos improcedentes, mientras que antes de la crisis la mayor parte de peticiones de información eran por bajas voluntarias. Los datos de Legálitas también detectaron un descenso en la llegada de inmigrantes a nuestro país, ya que las consultas sobre regularización de inmigrantes y permisos de trabajo y residencia cayeron un 25%.

Por último, las consultas recibidas por la firma de asesoramiento legal durante los dos primeros meses de 2010 no variaron sustancialmente, por lo que cabe concluir que la situación económica diagnosticada para 2009 se mantiene en la actualidad.

Pardo explicó que el informe está basado en datos reales y no previsiones, por lo que es difícil hacer una estimación de cómo va a evolucionar el ejercicio. No obstante, indicó que, a su juicio, los datos se van a mantener.

El director también señaló que Legálitas pretende promover una "abogacía preventiva", y subrayó que los usuarios deben entender que es mejor solicitar los consejos de los abogados antes de proceder a la firma de cualquier acuerdo o adoptar cualquier decisión para evitar problemas mayores.