UE

Papandréu dice que el mecanismo de ayuda podría ser empleado por otros países

El primer ministro griego, Yorgos Papandréu, dijo hoy que el nuevo mecanismo de ayuda aprobado por el Eurogrupo en la noche del jueves para ayudar a Grecia en caso de necesidad podría ser empleado por otros países que afronten dificultades.

"El mecanismo no está relacionado sólo con Grecia. Grecia fue el pretexto para establecer el mecanismo, pero es un mecanismo europeo. Es por eso que estamos hablando de la estabilidad de la zona euro. Puede afectar a otros países que hagan frente a dificultades", dijo Papandréu en la rueda de prensa que ofreció al término de la cumbre.

El primer ministro griego aseguró que la Comisión Europea y el Banco Central Europeo serán los encargados de vigilar "las tendencias en el mercado" y evaluarán las necesidades de emplear el mecanismo de ayuda en Grecia, pero también "vigilarán esta necesidad en otros Estados miembros".

El jefe de Gobierno griego insistió durante toda la rueda de prensa en su satisfacción con la decisión tomada ayer, que no tiene precedentes en la historia de la zona euro y se felicitó porque los líderes superaran lo que antes era una "especie de tabú".

"La decisión de ayer es tan importante" porque implica que "los líderes europeos hablan con una voz única" después de "semanas de declaraciones contradictorias" que, a juicio de Papandréu, no contribuyeron a apaciguar los mercados.

"Esto es un mensaje a los mercados. Europa apoya a Grecia. Grecia no va a tener problemas. Y Grecia está haciendo lo que debe hacer", insistió Papandréu, quien expresó su deseo de concentrarse en implementar las medidas de saneamiento anunciadas para lograr la consolidación de la economía griega.

Papandréu, que repitió la palabra "positivo" más de dos docenas de veces, también dio la bienvenida a la decisión del BCE de seguir aceptando deuda de inferior calificación a la habitual como garantía para dar liquidez a los bancos griegos; y consideró que la noticia es una señal de la salud que goza el sector financiero griego y de que su país ha recuperado la credibilidad internacional.

Papandréu asoció la recuperación de la credibilidad de Grecia a los esfuerzos del Gobierno, que está alcanzando los objetivos de saneamiento "antes de lo previsto", y puso el ejemplo de los dos últimos meses, cuando el Estado griego tuvo un déficit de 1.000 millones, frente a los 4.000 millones que registró hace un año.

Por otro lado, el líder heleno se empeñó en destacar que la aprobación del mecanismo de ayuda, con participación del Fondo Monetario Internacional, es positivo para Grecia, pero también para la zona euro y la Unión Europea en su conjunto.

"La decisión del Consejo no sólo establece un mecanismo que asegura estabilidad de la zona euro sino que supone el inicio de una discusión para crear una institución que prevenga crisis similares y mejorar la coordinación las políticas económicas", enfatizó Papandréu.

En este sentido, el jefe de Gobierno griego aseguró que ve con buenos ojos la iniciativa alemana de endurecer la aplicación del pacto de estabilidad, así como la necesidad de mejorar la fiabilidad de las estadísticas económicas, tras lo cual prometió que Grecia se va a convertir en uno de los países más transparentes de la zona euro.