Datos de empleo del Ministerio de Trabajo

Caen un 22% los ERE de extinción en enero, pero sube el resto

Los Expedientes de Regulación de Empleo de extinción disminuyeron en enero el 22,3% respecto al mismo mes del pasado año, mientras que aumentaron los de suspensión y reducción de la jornada de trabajo.

Según el Boletín de Estadísticas Laborales (BEL) del Ministerio de Trabajo e Inmigración, en enero de 2010 se autorizaron 1.659 Expedientes de Regulación de Empleo (ERE), el 14,8% más que en el mismo período de 2009, para 25.648 trabajadores, el 57,8% menos.

De esas regulaciones, 1.474 fueron pactadas entre la empresa y los trabajadores (un 19% más) para 21.604 trabajadores (un 56,1% menos) y 185 no (un 10,6% menos) para una plantilla conjunta de 4.044 personas (un 64,9% menos).

Si se desglosa por tipos de ERE, 295 fueron de extinción de empleo (un 22,3% menos), 1.025 de suspensión de empleo (un 24,2% más) y 159 de reducción del tiempo de trabajo (un 67,3% más).

En cuanto a los trabajadores, en enero pasado 4.082 (un 19,5% menos) se vieron afectados por expedientes de extinción, 20.670 por una suspensión temporal de empleo (un 62,2% menos) y 896 por una reducción de jornada (un 6,3% menos).

Por sector de actividad, en el primer mes de 2010 hubo 232 ERE en el agrario (un 1,3% más) y 1.427 en el no agrario (un 17,3% más).

En el no agrario se incluye a la industria (tuvo 696 ERE, un 1,5% menos), la construcción (167 expedientes, un 50,4% más) y los servicios (564 regulaciones, un 41,7% más).

Los expedientes en el sector agrario englobaron a 1.251 trabajadores (un 41,7% menos), mientras que en la industria incluyeron a 17.222 personas (un 65,7% menos), en la construcción a 1.475 (un 29,1% más) y en servicios a 5.700 (un 21,7% menos).

Por rama de actividad, en enero destacaron los 3.699 trabajadores afectados en la fabricación de vehículos de motor, remolques y semirremolques (un 88,9% menos que un año antes), los 708 de la construcción de edificios (un 71,4% más) y los 200 del transporte aéreo (un 308,1% más).

Mientras, disminuyeron los perjudicados en las actividades inmobiliarias (3 asalariados, un 97% menos), y en la investigación y desarrollo (76, lo que supone un 533,3% más que en enero de 2009).

Por comunidades autónomas, en Andalucía se autorizaron 126 ERE (un 34% más), en Aragón 70 (un 33,3% menos), en Asturias 67 (un 19,6% más), en Baleares 13 (un 85,7% más), en Canarias 18 (un 100% más), en Cantabria 35 (un 9,3% más), en Castilla-La Mancha 26 (un 42,2% menos) y en Castilla y León 80 (un 2,5% menos).

En Cataluña hubo 394 (un 59,5% más), en la Comunidad Valenciana 247 (un -0,8% menos), en Extremadura se mantuvieron en 12, en Galicia 150 (un 18,4% menos), en Madrid 93 (un 60,3% más), en Murcia 16 (un 5,8% menos), en Navarra 41 (un 22,6% menos), en País Vasco 232 (un 26% más) y La Rioja 39 (un 178,5% más), mientras que en Ceuta y Melilla no hubo ninguno (en enero de 2009 hubo 1).