Carta a los empleados

Air Comet confía en que los empleados empiecen a cobrar el paro en marzo

La dirección de Air Comet aseguró hoy que ya ha remitido al INEM la totalidad de expedientes de regulación de empleo individuales para la obtención de las prestaciones de desempleo, por lo que confía en que los trabajadores empiecen a cobrarlas a partir del próximo 10 de marzo.

En una carta dirigida a los empleados a la que tuvo acceso EFE, la empresa señaló que ha cumplido con antelación sobre la fecha límite marcada por el INEM -el 26 de febrero- la entrega de toda la documentación necesaria, tanto de los expedientes acogidos a la extinción del contrato de trabajo, como de los acogidos a la modalidad suspensiva.

De esta forma, la pelota está ahora sobre el tejado del INEM, ya que será dicho organismo que a partir de este momento "lleve a buen fin el proceso", después de que se comprometiera a proceder al pago de los subsidios en la fecha antes indicada, "siempre y cuando tuviera toda la documentación en plazo, tal y como ha ocurrido", según Air Comet.

La misiva añade que, con este trámite, la empresa cumple en plazo con lo informado a los representantes sindicales el pasado 19 de febrero, cuando un grupo de trabajadores inició un encierro en las oficinas de la compañía para protestar por supuestas demoras en la gestión de las prestaciones por desempleo.

Los trabajadores abandonaron el encierro unas horas más tarde, después de que el consejero delegado de Air Comet, Ignacio Pascual, negara el supuesto retraso y asegurara que se iba a llegar "sin ningún problema a presentar la documentación en tiempo y forma".

Debido a aquel "malentendido", como lo llamó Pascual, la empresa quiso manifestar hoy su voluntad de permitir que los representantes sindicales puedan comprobar el trabajo realizado, "dada la importancia que el mismo tiene".

Asimismo, la compañía volvió a negar "de forma categórica" cualquier insinuación sobre retrasos infundados en la elaboración de los expedientes aludidos y agradeció "una vez más el esfuerzo llevado a cabo por los trabajadores responsables de estas tareas para enviar al INEM la totalidad de los expedientes, dada la dimensión y dificultad del trabajo realizado".

Los empleados de la aerolínea, que dejó de volar el pasado 21 de diciembre, llevan desde el verano de 2009 sin cobrar sus sueldos.

Air Comet suspendió la actividad a consecuencia de su situación de insolvencia y del embargo de sus aviones por un juez británico por un impago de 21 millones de dólares a la entidad financiera alemana Nord Bank.

En plena semana navideña dejó en tierra a más de 7.000 personas, además de que cerca de 70.000 afectados contaban con billetes para fechas posteriores.