Videojuegos

Tercer episodio de una saga española millonaria

'Runaway: A Twist of Fate' se lanza meses después que en Alemania y Francia

Una de las escasas sagas de videojuegos españolas de éxito, Runaway, pone a la venta el próximo mes de marzo su tercera y, en teoría, final entrega. El lanzamiento llega cuatro meses después de que se produjera en Alemania y Francia, países donde Runaway es una serie de culto, y de donde procede la financiación para este nuevo título, A Twist of Fate.

Un millón de copias de las distintas entregas son el mejor aval de esta serie creada por Péndulo Studio, empresa nacida en 1993 y que se ha dirigido en todo momento, con éxito, al mercado internacional.

Runaway pertenece a un género clásico del videojuego aunque no con tanto protagonismo como hace una década, el de las aventuras gráficas, que ha sido fuerte sobre todo en el mercado de PC, ahora con menor impacto económico que las consolas.

La serie es una 'road movie' con manejo clásico de aventura gráfica, un género muy tradicional

Desde su primera entrega de 2001, a la que siguió en 2006 la subtitulada El sueño de la tortuga, los títulos de Runaway tienen como protagonistas a la improbable pareja compuesta por Brian Basco y Gina Timmings. æpermil;l es un estudiante con maneras de empollón que debe cruzar Estados Unidos para incorporarse a la Universidad de Berkeley; ella, una bailarina de Nueva York a la que la mafia persigue por haber sido testigo de un crimen.

Mejoras técnicas

Los juegos, que en sus dos primeras entregas sólo permitían encarnarse en Brian, reflejan sus intentos de zafarse de la persecución de los mafiosos, con el espíritu de una road movie. Una de las novedades que se introducen en A Twist of Fate es que también es posible manejar a Gina. Las otras son de carácter técnico, puesto que según Rafael Latiegui, de Péndulo Studios, "el motor gráfico ha sido completamente rediseñado, las imágenes tienen más resolución y detalle que nunca, la música ha evolucionado enormemente...". Todo ello se plasma en una notable calidad gráfica, superior a la de los títulos precedentes entre otras cosas por una mayor presencia de elementos en tres dimensiones

El punto fuerte de la saga ha sido tradicionalmente el sentido del humor. En la línea de títulos clásicos de este tipo como el Monkey Island de los estudios de George Lucas, las aventuras de Brian y Gina están repletas de giros sorprendentes y de guiños al cine: en esta ocasión, se nos anticipan homenajes a La gran evasión; Corre, Lola, corre; Memento; Wall-e; Los Goonies, Sé lo que hicisteis el último verano o la gran referencia tradicional del videojuego de acción, la serie de Indiana Jones.

Esta aventura final ha sido desarrollada por un equipo de quince personas, cinco de ellas implicadas desde el origen de la serie hace una década.

Las consolas son el territorio pendiente

Al igual que ocurre con las otras (contadas) compañías españolas que triunfan en el mercado de los videojuegos, parece que la conversión al mercado de las consolas se ha complicado algo para Péndulo Studios y Runaway, triunfante en el territorio del PC. La segunda entrega de la serie, El sueño de la Tortuga, tuvo una versión para Wii, aunque Rafael Latiegui admite que la conversión "fue más complicada de lo previsto. Pero tenemos fe en que una posible conversión del tercer juego sería mucho más rápida y sencilla". Ambos títulos publicarán también el próximo mes de abril sus versiones para Nintendo DS.

La consola pequeña de Nintendo es hasta el momento la que ha recibido más títulos de éxito creados en España, en particular los de Virtual Toys con los cinco millones de copias vendidas de Imagina ser diseñadora de moda.

También hay algunos títulos atractivos para Wii, como Nyx Quest, y un par de proyectos independientes de interés para Xbox 360, como Ectoplasmic Wars y Agedya, que consiguió un premio universitario para financiar su desarrollo, pero nada de relieve para la Playstation 3.