Las revisiones costarán 2,5 millones en España

Toyota se disculpa y dice que sus coches son "seguros"

El presidente de Toyota, Akio Toyoda, pidió el viernes disculpas a los clientes de la compañía por los problemas de seguridad encontrados en varios modelos y aseguró que los coches de la marca nipona "son seguros". En España, las revisiones serán 106.000 y costarán 2,5 millones.

El presidente de Toyota, Akio Toyoda, compareció el viernes ante los medios para pedir disculpas por los fallos masivos en más de ocho millones de vehículos, que han conducido a la compañía a su peor crisis en sus más de 70 años de historia. "Pido perdón, de forma sincera, por causar problemas a muchos de nuestros clientes durante las revisiones de muchos modelos en muchas regiones", dijo un cariacontecido Toyoda, nieto del fundador y que asumió su puesto en junio pasado, en plena expansión mundial de la firma nipona.

La compañía ha tenido que llamar a revisión desde noviembre a unos ocho millones de vehículos en todo el mundo por posibles problemas relacionados con el acelerador, a lo que se suman ahora los posibles fallos del sistema de frenado de su Prius.

Estos problemas provocaron que la agencia de calificación Standard & Poor's haya puesto a la compañía en perspectiva negativa, lo que podría conducir a una posterior rebaja de la calificación, actualmente en un brillante AA.

"Créanme, los coches de Toyota son seguros", apuntó su presidente, para quien la compañía, la primera de Japón y todo un símbolo empresarial en este país, está comprometida con dos principios: "hacer coches mejores y tener en cuenta a los clientes", manifestó Toyoda.

Mientras, la filial española de la compañía rebajó el viernes de 140.000 a 106.000 el número de coches afectados por los problemas de seguridad, según informó el vicepresidente de la compañía, Jacques Pieraerts, en un encuentro con los medios. La filial española de Toyota tiene previsto iniciar la campaña de revisión el próximo martes, 9 de febrero. Siguiendo el procedimiento común en este tipo de iniciativas, la Dirección General de Tráfico (DGT), a instancias de la empresa, remitirá una carta a cada cliente afectado. Este envío se llevará a cabo "por oleadas".

El director de Posventa de Toyota España, Enrique Centeno, indicó que cada intervención supondrá 36 minutos, por lo que toda la campaña requerirá unas 50.000 horas de trabajo. Partiendo de estas premisas, el coste de la iniciativa para Toyota España se situará en torno a 2,5 millones de euros en mano de obra.

Reparación

Unos fallos que ensucian la imagen

Problemas. Las averías en Europa pueden extenderse a los modelos Aygo, iQ, Yaris, Auris, Corolla, Verso, Avensis y RAV4 en series de 2005 a 2010.

Acelerador. El primer problema surgió en el pedal del acelerador, puede quedarse bloqueado en posición de aceleración, cuando se produce condensación en el vehículo. También han surgido problemas en el Prius.