Publicado en el BOE

Suben las tasas que deben pagar los inmigrantes en los trámites administrativos

El Boletín Oficial del Estado publicó hoy la Orden PRE/3/2010 de 11 de enero que entrará en vigor dentro de diez días y que encarece de forma generalizada las tasas por los trámites administrativos que tienen que realizar los inmigrantes que residen en España.

Esta medida, acordada por los ministerios de Presidencia, Trabajo e Inmigración, Interior y Administraciones Públicas, regula las tasas que se deben abonar para completar cada uno de los trámites que contempla la Ley de Extranjería, desde la renovación del permiso de trabajo hasta la carta de invitación para traer a España a un extranjero.

Así, la tasa para una autorización de trabajo por cuenta ajena pasa de 182,74 a 190,12 euros para quienes ganen menos del doble del salario mínimo interprofesional y quienes se establezcan como autónomos. Aquellos que vayan a superar esta retribución trabajando para otro, deberán abonar 380,27 euros, frente a los 365,5 contemplados hasta la fecha.

La Orden mantiene la gratuidad de las tasas para todas aquellas autorizaciones de trabajo por duración inferior a seis meses, sea en el marco de prestaciones transnacionales de servicios como en trabajos de temporada o campaña, en contratos por obra o servicio de carácter temporal. También son gratis las tasas para las prácticas profesionales y en la estancia por estudios o el voluntariado inferiores que no superen el semestre.

En cuanto a las solicitudes de residencia, la autorización inicial sube 20 céntimos hasta los 10,20; la renovación de este permiso costará 15,30 (15 euros hasta ahora); para una autorización de residencia de larga duración habrá que abonar 40 céntimos más hasta los 20,40 euros y para acceder al permiso de residencia temporal por circunstancias excepcionales, como el arraigo, se pagarán 35,70 euros (70 céntimos más).

La Orden recoge también otras subidas, como en la prórroga de estancia autorizada en España. Hasta la fecha los extranjeros debían abonar 16 euros y un euro por cada día de más que quisieran quedarse. Ahora, la tasa inicial será de 16,32 euros y la diaria, sube a 1,02 euros.

Respecto a los documentos personales, la autorización de inscripción de indocumentados se incrementa hasta los 20,4 euros y la Asignación de Número de Identidad de Extranjero (NIE) a instancia del interesado alcanza los 9,18.

La emisión de la Tarjeta inicial de Identificación de Extranjero (TIE) costará 15 euros (hasta la fecha, eran 10), que serán 18 (tres euros más) cuando se trate de una renovación y 20,40 cuando el documento acredite la residencia de larga duración. Las tasas por renovación de estas tarjetas suben también entre 20 y 40 céntimos de euro.

Por último, el impuesto por la autorización de la carta de invitación, que se exige a las personas procedentes de países que no requieren visado para viajar a España, pasa de 95 a 96,20 euros. La emisión de la carta en sí costará 6,12 y la compulsa y desglose de la misma tendrá una tasa de 1,02 euros.