Para afrontar la reestructuración

Las cajas aportarán 470 millones al Fondo de Garantía de Depósitos

Las cajas de ahorros aportarán unos 470 millones de euros al Fondo de Garantía de Depósitos (FGD) para afrontar la reestructuración en 2010, importe que supone un aumento del 150% respecto a los 187,3 millones de euros aportados en el ejercicio 2008, según informaron hoy a Europa Press en fuentes financieras.

La reestructuración del sistema financiero español, que se acelerará previsiblemente a lo largo de este año y afectará sobre todo a las cajas de ahorros, hace prever que el FGD de estas entidades destinará recursos con el fin de facilitar la reorganización del sector para que afronte mejor el escenario actual.

Según publica el Boletín Oficial del Estado (BOE) del pasado 29 de diciembre, el Ministerio de Economía ha establecido a propuesta del Banco de España que la aportación de las cajas de ahorros al FGD sea del uno por mil de la base de cálculo, mientras que anteriormente esta referencia era del 0,4 por mil.

Los recursos financieros del FGD de cajas al cierre del ejercicio 2008 ascendían a 3.977,3 millones de euros, de los que 1.300 millones se destinaron a la compra de participaciones preferentes de Caja Castilla-La Mancha (CCM), entidad intervenida por el Banco de España a raíz de sus problemas de solvencia.

Tras el respaldo a la caja castellano manchega, que se integrará en Cajastur, los recursos del FGD no superaban los 2.600 millones de euros al cierre del ejercicio 2009, para el que aún no se han presentado las cuentas oficiales.

El sistema español de garantía de depósitos se compone de tres fondos: uno de bancos, otro de cajas y otro de cooperativas de crédito. Además de garantizar los depósitos en dinero y en valores de los clientes, también sirven para reforzar la solvencia y el funcionamiento de las entidades de crédito.

La normativa vigente tiene la doble finalidad de asegurar los depósitos y de sanear las entidades de crédito, al tiempo que establece garantías distintas e independientes para depósitos dinerarios y para depósitos en valores u otros instrumentos financieros.

El pasado mes de julio, la sociedad gestora de los Fondos de Garantía de Depósitos en Entidades de Crédito acordó admitir como nuevo socio al recientemente creado Fondo de Reestructuración Ordenada Bancaria (FROB), cuyo objeto es gestionar los procesos de reestructuración de entidades y reforzar sus recursos propios.

Actualmente, el FROB cuenta con fondos propios de 12.000 millones de euros para apoyar los fondos de reestructuración y puede endeudarse hasta los 90.000 millones de euros.