Bolsa de Nueva York

Los alcistas mantienen las ganancias en Wall Street pese a los malos datos macro

Los dato macro han marcado la última jornada completa de la semana. Pese al esfuerzo de los alcistas por acabar las últimas sesiones del año en terreno positivo, el mal dato conocido hoy del sector inmobiliario, junto a la inesperada caída de la confianza de los consumidores, han mantenido los altibajos y las dudas toda la jornada. Pese a todo, el verde se ha impuesto finalmente y el Dow Jones se anotó un levísimo 0,01%.

Ayer se produjo la segunda revisión a la baja del PIB del tercer trimestre y se conoció un buen dato de ventas de viviendas de segunda mano. Sin embargo, hoy, y contra todo pronóstico, los indicadores macro y el sector inmobiliario en particular, no han dejado buenas sensaciones.

La venta de vivienda nueva sufrió la mayor caída desde abril y en el número de solicitudes semanales de hipotecas, la primera caída en un mes. Además, Timothy Geithner, secretario del Tesoro de EE UU, ha declarado que no espera que se cree empleo hasta la primavera, y no en diciembre, tal y como esperaban los analistas.

El Dow Jones sumó un 0,01%, hasta los 10.446 puntos, el S&P500 se anotó un 0,23% y se situó en las 1.120 unidades, y el tecnológico Nasdaq ganó un 0,75%, hasta los 2.269 puntos, marcando un nuevo máximo anual.

La Bolsa de Nueva York se apunta ganancias por cuarta jornada consecutiva, gracias a la capacidad de los inversores en estas últimas semanas de ignorar las malas noticias y aferrarse a cualquier dato que permite a los alcistas tomar el parqué.

Datos macro

El Departamento de Comercio hizo público hoy el dato de la venta de vivienda nueva en EE UU, que sufrió la mayor caída desde abril, tras ceder un 11,3%, a un ritmo anual de 355.000 unidades. Los analistas esperaban que las ventas aumentaran un 1,7% hasta una cifra total de 438.000 unidades.

Por su parte, la demanda semanal de hipotecas en EE UU cayó la semana pasada un 11%, registrando la primera caída en un mes, según datos de la Asociación de Banqueros Hipotecarios (MBA, en sus siglas en inglés). El índice ha caído hasta los 595,8 puntos desde los 667, 3 puntos de la semana anterior.

Frente a estos indicadores macro, que mostraron la cara más pesimista de la economía estadounidense, los ingresos de los ciudadanos de EE UU crecieron un 0,4% en noviembre, en línea con lo esperado por los analistas que preveían una subida del 0,5%. Dicho crecimiento mensual de los ingresos es el mayor que se registra desde abril, una señal de que la economía del país se recupera.

Por otra parte, el gasto de los estadounidenses en noviembre creció un 0,5%, menos de lo esperado por los analistas y menos que el dato revisado del mes de octubre, que fue del 0,6%.

La Universidad de Michigan dio a conocer también un nuevo dato, su habitual encuesta de confianza del consumidor, que mejoró menos de lo esperado. La confianza de los consumidores de Estados Unidos en la evolución de la economía y de sus finanzas personales mejoró en diciembre respecto al mes anterior, aunque por debajo de las expectativas.

El índice de confianza que elabora esta entidad se sitúo en 72,5 puntos este mes, el nivel más alto desde septiembre, comparado con los 67,4 puntos de noviembre, según datos definitivos. Sin embargo, la cifra final es inferior a los 73,4 puntos que vaticinó la entidad a mediados de mes y tampoco cumple las expectativas de los economistas de un índice de 73,8 puntos.

El empleo

Tampoco se mostró muy optimista el secretario del Tesoro de EE UU, Timothy Geithner, quien prevé que la mayor economía del mundo volverá a crear empleo a partir de la próxima primavera, y no en diciembre, como esperaban algunos expertos. A pesar de la fuerte ralentización del ritmo de destrucción de puestos de trabajo observada el pasado mes de noviembre, cuando EE UU perdió 11.000 empleos, el mejor dato desde el comienzo de la crisis, -que se ha cobrado 7,9 millones de puestos de trabajo en la primera economía del mundo-, Geithner no se ha mostrado demasiado optimista con respecto a la creación de empleo en diciembre.

El responsable de la cartera económica de la Administración Obama subrayó que las medidas puestas en marcha por la Casa Blanca están cumpliendo los objetivos marcados y destacó que, de hecho, "se ha recuperado el crecimiento de la economía a un ritmo más alto de lo previsto y antes de lo que se pensaba".

Datos micro

En el plano empresarial, el banco estadounidense Wells Fargo completó hoy el reembolso de los 25.000 millones de dólares (17.455 millones de euros) en ayudas públicas recibidos mediante la emisión de acciones preferentes en beneficio del Tesoro en el marco del plan de rescate financiero (TARP), informó la entidad.

Asimismo, Wells Fargo precisó que ha abonado 131,9 millones de dólares adicionales (92 millones de euros) en concepto de dividendos, lo que eleva la retribución total percibida por el Tesoro por dichas acciones preferentes hasta los 1.441 millones de dólares (1.005 millones de euros) desde octubre de 2008.

Por su parte, el gigante del entretenimiento Walt Disney ha decidido fichar como miembro independiente a Sheryl Sandberg, directora de Operaciones de Facebook. El nombramiento deberá ser ratificado en la próxima junta de accionistas del gigante del entretenimiento, que tendrá lugar el 10 de marzo de 2010.

Por último, la automovilística Ford se revalorizaba en torno al 1% después de anunciar un acuerdo con la empresa china Geely que allana el camino para la venta potencial de su filial Volvo a esa compañía, que podría cerrarse en el primer trimestre de 2010. Finalmente se anotó un 0,25% al cierre de la sesión.

Las acciones de Alcoa y Dupont (0, 76%) lideraban con ligeras subidas los avances en el Dow, seguidas de Mc Donalds (0, 68%), Travelers (0, 57%), Caterpillar (0, 5%) y AT&T (0, 32%).

En el polo opuesto, los títulos de Merck (-1,54%) lideraban los descensos, seguidos de Home Depot (-1, 30%), y las financieras JPMorgan (-1, 07%), Bank of America (-0, 91%) y American Express (-0, 68%)

El dólar perdía terreno ante el euro y otras monedas y por esa divisa europea se pagaban 1,4356 dólares, frente a 1,4252 dólares el día anterior. El barril de Texas, en máximos de tres semanas, cerró con una subida del 3,05% y cerró a 76,67 dólares el barril.