Evolución de la economía

El ministro de Finanzas alemán advierte de que la crisis no ha concluido

El ministro de Finanzas alemán, el cristianodemócrata Wolfgang Schäuble, advirtió hoy de que la crisis no ha concluido e hizo hincapié en la intención que tiene el Gobierno alemán de reducir el endeudamiento progresivamente.

En el Congreso de Banca Europea, celebrado en Fráncfort, Schäuble señaló "espero que nadie piense que ya hemos superado la crisis". Previamente, el presidente del Banco Central Europeo (BCE), el francés Jean-Claude Trichet, se había pronunciado en la misma línea.

Schäuble recordó que, gracias a la intervención estatal, la situación se ha distendido, pero "es demasiado pronto para el cese de la alarma".

"El sistema financiero todavía es propenso a enfermarse, la incertidumbre de los participantes en los mercados es grande y los problemas en el sector bancario no están solucionados", según el titular de la cartera alemana de Finanzas.

Añadió que los bancos comerciales todavía necesitan capital y que el aumento del desempleo lastrará sus cuentas de resultados, ya que los endeudados no podrán devolver sus deudas. Por ello, muchos bancos han cuadruplicado sus provisiones para créditos morosos recientemente.

Schäuble hizo hincapié en que es demasiado pronto para que los gobiernos retiren las medidas de estabilización, una impresión que fue unánime en la reunión de los responsables de Finanzas de los países ricos y emergentes del Grupo de los Veinte (G-20) el pasado 6 de noviembre en St. Andrews (Escocia, Reino Unido).

El Gobierno alemán quiere reducir progresivamente el endeudamiento, que en 2010 será del 70.000 millones de euros (103.765 millones de dólares), en 10.000 millones de euros anuales (14.823 millones de dólares) hasta 2016.