_
_
_
_
Tráfico aéreo

AENA prepara tres aeropuertos para lanzar el control de vuelos vía satélite

La era del control del tráfico aéreo vía satélite que reconvertirá a los controladores en supervisores de este sistema da su primer paso en España. AENA, propietaria del 16,66% de ESSP que gestiona el sistema europeo Egnos, tiene un plan para dotar tres aeropuertos con equipos que permiten aterrizar a aviones con ayuda de satélites y sin asistencia en tierra.

AENA prepara tres aeropuertos para lanzar el control de vuelos vía satélite
AENA prepara tres aeropuertos para lanzar el control de vuelos vía satéliteA. R. Á.

El sistema de posicionamiento mejorado vía satélite, denominado Egnos, con una aplicación revolucionaria, entre otras, en el control de la navegación, las aproximaciones, aterrizajes y despegues de la aviación civil, da sus primeros pasos en Europa y en España.

El pasado mes de octubre la Unión Europea, la Agencia Europea del Espacio (ESA) y Eurocontrol, firmaron un acuerdo con ESSP SAS, por el que se le encomienda a esta compañía la operación, el mantenimiento y la provisión de servicios del sistema Egnos durante los próximos 51 meses, hasta finales del año 2013.

ESSP es el primer operador europeo de servicios de navegación por satélite cuyo accionariado está integrado por los ocho principales operadores de servicios tradicionales de navegación aérea desde tierra.

La empresa pública española AENA cuenta con un 16,66% del capital y al mismo nivel están NATS del Reino Unido, DFS de Alemania, NMA de Noruega, STNA de Francia y ENAV de Italia. Con porcentajes menores del 8,3% también están implicados en el proyecto Swisscontrol y la portuguesa NAV.

AENA ha logrado un protagonismo especial en el desarrollo y en la distribución de las tareas que permiten la comercialización del proyecto Egnos. En su sede de Torrejón de Ardoz, en Madrid, se ubica uno de los cuatro centros de soporte informático que configuran el sistema. Los otros están en Italia, Alemania y Reino Unido. En esta misma ubicación madrileña se localiza una de las seis grandes antenas que permiten enviar la señal de posicionamiento mejorada a los satélites de telecomunicaciones, que posteriormente redistribuyen el servicio hasta los clientes.

Fuentes de AENA dijeron que la empresa se haya embarcada en un plan para dotar de manera inmediata a tres aeropuertos españoles de los equipos necesarios en pista que permitan interactuar mediante señales Egnos con los equipos de posicionamiento vía satélite de los aviones. El objetivo es que estas aeronaves puedan realizar operaciones de aproximación, aterrizaje y despegue sin contar con las ayudas tradicionales desde tierra. Estos tres aeropuertos pioneros serán Málaga, La Palma y Las Palmas.

Para que cualquier operación aérea pueda recibir el servicio de control mediante la señal de Egnos es necesario que la Unión Europea le conceda la homologación al máximo nivel, denominada Safety of life, hecho que está previsto para mediados o finales de 2010. Entre tanto los aterrizajes, despegues y navegaciones ayudados por satélite solo podrán ser de prueba, igual que los que ya ha realizado AENA en los aeropuertos de Valencia, San Sebastián y Torrejón.

Las fuentes de AENA citadas dijeron que, una vez que la señal de Egnos esté homologada, la empresa instalará el equipamiento correspondiente en aeropuertos de tráfico bajo de la red, tales como Córdoba, Granada, Almería, Logroño o Lérida.

La UE, la ESA y Eurocontrol han invertido 487 millones en desarrollar el sistema Egnos y diferentes países implicados en el proyecto han elevado esta cifra con inversiones locales hasta 600 millones. España ha gastado 51 millones de los 46 han sido puestos por AENA y 5 por el CDTI.

Señal precisa, continua, disponible e íntegra

El proceso de creación del servicio de Egnos ha sido largo y costoso. Las siglas a que responde su nombre en inglés, Sistema Europeo de Navegación por Complemento Geoestacionario, dan una idea clara de cual es el objetivo de esta tecnología. En principio está basada en las señales de posicionamiento que ofrece la constelación de 30 satélites estadounidenses GPS, aunque en teoría también podría servirse de las señales de la constelación rusa Glonass o del futuro desarrollo del europeo Galileo.Mediante un sistema de proceso informático de mejora de las señales del GPS, corrige las posiciones de los satélites, elimina las perturbaciones de la ionosfera y otras alteraciones, consigue un posicionamiento "preciso, continuo, disponible e íntegro" que remite a los clientes mediante el uso de tres satélites geoestacionarios. El resultado es que permite ofrecer fiabilidad total con errores despreciables en el posicionamiento.Existen otras tres tecnologías en el mundo que son comparables al Egnos. Waas en Estados Unidos, Msat en Japón y Gagan en India. En conjunto componen un universo que, a medio plazo, permitirá a los aviones navegar ayudados por satélite en todo el globo. En EE UU existen 1.000 aeropuertos en los que ya se utilizan estos sistemas.

Newsletters

Inscríbete para recibir la información económica exclusiva y las noticias financieras más relevantes para ti
¡Apúntate!

Archivado En

_
_