Aeronáutica

La OMC da la razón a Boeing y califica de ilegales los subsidios a Airbus

Todos y cada uno de los paquetes de ayuda que ha recibido Airbus para el lanzamiento de su avión de pasajeros A-380 son ilegales. Según ha informado The Wall Street Journal, ese es el veredicto preliminar de la Organización Mundial de Comercio (OMC) en el caso abierto por Boeing en 2004 para denunciar que su competidor recibía subsidios de Estado.

Revés para Europa. Esa es la lectura más corta de un informe confidencial de 1.000 páginas que apenas nadie tuvo tiempo de leer el viernes pero que ahora están revisando las autoridades europeas y las estadounidenses. Pese a que la OMC no ha hecho pública su decisión, fuentes del diario americano afirman que esta organización ha calificado de ilegales las ayudas que el Reino Unido, Francia, Alemania y España han hecho a Airbus para ayudar al lanzamiento de su avión A380. Se calcula que estas ayudas ronden los 20.000 millones de dólares (unos 14.000 millones de euros).

En EE UU se cree que Airbus, división de European Aeronautic Defence & Space (EADS), deberá devolver ese dinero. Se trataría de un cambio drástico para Airbus ya que las ayudas de lanzamiento concedidas son préstamos que no se han de devolver si el avión pierde dinero. EADS, la matriz de Airbus, subió no obstante el 2,5% en Bolsa.

La mayor disputa en 14 años

La decisión llega cuando la crisis ha hecho corrientes las ayudas de Estado

AIRBUS GROUP 107,50 -6,52%
THE BOEING COMPANY 275,11 -4,40%

El enfrentamiento entre los dos fabricantes de aviones es el mayor que ha tenido en sus manos la OMC en sus 14 años de historia. Y aún no ha acabado porque la denuncia de Boeing se ha visto seguida de otra de Airbus hacia esta empresa de Chicago alegando que una serie de contratos militares, ayudas a la investigación por parte de la NASA y descuentos fiscales por parte de distintos estados son ayudas que han permitido el desarrollo de su nuevo avión 787 Dreamliner.

Se cuenta con que la decisión sobre esta segunda parte se conozca dentro de seis o nueve meses y que el proceso no solo no quede cerrado sino que dure algún año más. Entre otras cosas, Boeing espera que Europa frene las ayudas de 2.900 millones de euros con los que se planea ayudar al Airbus 350, competencia del 787.

Airbus declinó el viernes a hacer comentarios porque, explican, que deben ser las autoridades de la UE las que tienen que hacer una declaración oficial.

La decisión final de la OMC llega en un periodo en el que paradójicamente, y como efecto de la crisis, las ayudas de Estado al sector privado han dejado de ser un asunto contencioso. Solo un banco de EE UU , Bank of America, ha recibido más del doble que Airbus. Es un capital que salió de un paquete de 700.000 millones de dólares presupuestados por Washington en octubre para evitar el colapso de la banca. Europa también ha ayudado a la banca y en ambos lados del Atlántico, se apoya al automóvil.

Un aviso para el controvertido contrato de los tanqueros

Boeing dijo el viernes que el impacto que la decisión de la OMC pueda tener sobre el controvertido contrato de los tanqueros es algo que tiene que valorar el Pentágono. Es algo que se espera que haga antes de volver a retomar la adjudicación de este contrato.

Este es ya uno de los concursos más largos y accidentados de una historia que suma ya casi nueve años. En ese tiempo, Boeing pasó de ser la empresa favorita para la adjudicación de un contrato de unos 35.000 millones de dólares a ser el perdedor en primera instancia.

En febrero de 2008 el departamento de Defensa adjudicó el contrato a un consorcio de EADS y Northrop Grumman. Boeing lo recurrió y la Oficina de Intervención del Gobierno le dio la razón por lo que el contrato se anuló y está pendiente de volverse a licitar.

La cifra

20.000 millones de dólares (unos 14.000 millones de euros) en ayudas de lanzamiento han sido otorgadas a Airbus por parte de los Gobiernos europeos.