Resultados

La morosidad de CCM triplicó en el primer semestre de 2009 la media de Cajas de Ahorro

El ratio de morosidad de Caja Castilla-La Mancha (CCM) alcanzó el 17,33% en el primer semestre de este año, más del triple que la media de las Cajas de Ahorro, que se situó en el mismo periodo en el 5,010%.

En términos contables, la cifra de "activos dudosos" de CCM ascendió a 30 de junio a 3.492,6 millones de euros, casi el doble de los 1.848,6 millones registrados a 31 de diciembre de 2008, con lo que la tasa de morosidad pasó del 9,32% al 17,33%, según el estado financiero de la entidad presentado a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV) a finales de agosto.

La entidad señala en su informe que a 30 de junio de 2009, la concentración de su inversión crediticia en el sector inmobiliario (promoción y construcción), representa un porcentaje cercano al 40% sobre el total.

"Este incremento de la morosidad tiene su origen, principalmente, en la revisión y calificación como activos dudosos de los grandes grupos de la Entidad, en el incremento de sociedades en situación de concurso de acreedores, así como el aumento de operaciones impagadas", dice un informe de 90 páginas remitido a la CNMV.

El informe, fechado el pasado 28 de agosto, está firmado por los interventores del Banco de España, Jorge Pérez-Cerdá Silvestre y Carlos Miguel Hervás Arnáez.

El Grupo Caja Castilla-La Mancha concluyó el primer semestre de este año con una pérdida después de impuestos de 138,45 millones de euros, frente a 740,42 millones que perdió en todo 2008.