Aeropuertos

Blanco estima que el apagón en Barajas no es un fallo "grave" pero sí "preocupante"

El ministro de Fomento, José Blanco, consideró ayer que el apagón del pasado sábado en la T4 del aeropuerto de Madrid-Barajas "no es un fallo grave, pero sí preocupante". Señaló que un aeropuerto de las características de Barajas "debe funcionar a la perfección".

El apagón, que se produjo durante la noche del sábado, afectó al edificio principal y el satélite de la T4 de Barajas. La avería de un transformador eléctrico dejó la terminal a oscuras durante más de una hora y obligó a retrasar varios vuelos. Afectó a los sistemas de tratamiento de equipajes, a la red de transporte, escaleras mecánicas, ascensores y ordenadores y el tren automático de transporte de viajeros entre el edificio principal y el satélite de la T4.

El titular de Fomento reconoció su preocupación porque no funcionó el sistema de emergencia alternativo para estos casos, "algo que para lo que está diseñado", sentenció.

Blanco anunció ayer en declaraciones a los medios que abrirá una investigación para esclarecer las causas del apagón y que, tan pronto se tengan las conclusiones, se darán a conocer

Por su parte, el Partido Popular registró ayer en el Congreso de los Diputados la petición de comparecencia urgente del ministro de Fomento, José Blanco, para explicar las causas del apagón y reclamó su apoyo al PSOE, porque "está en juego la credibilidad" del aeropuerto madrileño y la "imagen de España en el exterior".

Así lo indicó en un comunicado el portavoz de Fomento del Grupo Popular, Andrés Ayala, quien pidió al Grupo Socialista que no sólo no se oponga, sino que vote a favor de esta comparecencia.

La vicesecretaria de Organización del PP, Ana Mato, aseguró en una rueda de prensa que espera que la investigación abierta por Aena, a instancias del Ministerio de Fomento, para esclarecer las causas del apagón "no se dilate en el tiempo". Apeló a la necesidad de estudiar y modificar los protocolos de seguridad del mencionado aeropuerto.