Alemania

Arcandor suspende una reunión con bonistas tras ejecutar garantías los bancos

Arcandor, la cadena alemana de grandes almacenes en suspensión de pagos, ha cancelado un encuentro con bonistas previsto para la próxima semana porque los bancos acreedores han empezado a ejecutar el 53% del capital de la compañía mayorista de viajes Thomas Cook que la alemana interpuso como garantía de sus créditos.

La entidad alemana Bayerische Landesbank ya informó el pasado martes a Arcandor de que ejecutaba el 8,9% del capital de Thomas Cook "sin dar mayores explicaciones", afirmó un portavoz de Arcandor Gerd Koslowski. El banco es el fiduciario de los bonistas y administra sus avales en acciones de Thomas Cook.

El grupo Arcandor se declaró insolvente el pasado mes de junio después de que el Gobierno alemán le negara la concesión de avales del fondo de ayudas para empresas afectadas por la crisis y de créditos de emergencia.

La compañía opto por ponerse en manos del administrador después de que el Gobierno de Angela Merkel rechazara avalar el crédito de 650 millones de euros que Arcandor reclamó al fondo de rescate y le instara a aumentar su presupuesto para salvar la empresa. La compañía quería pedir además un crédito de 437 millones a un banco estatal.

La deuda de Arcandor, a junio de este año alcanza los 1.390 millones de euros. Las pérdidas de la compañía ascendieron a 746 millones de euros en el último ejercicio.

La ejecución de estas garantías supone que Arcandor tiene más complicado llevar a cabo su plan de vender la participación completa del 53% en nombre de sus acreedores, según dijo el portavoz. Royal Bank of Scotland, Commerzbank y Bayerische Landesbank, que representan el 43,9% del touroperador británico, comentaron el pasado 30 de julio que estarían de acuerdo en vender la mayor parte de este capital a los inversores.

JPMorgan, otro de los bonistas acreedores, se opone, por su parte, al plan de Arcandor de vender el paquete completo de acciones de Thomas Cook, según un comunicado de la entidad.