_
_
_
_
_
Informe

La patronal bancaria apunta que algunas entidades pueden sufrir "serias dificultades"

La Asociación Española de Banca (AEB) no descarta que algunas entidades experimenten "serias dificultades" en un futuro "no lejano", a pesar de que el sector se está reestructurando mediante la racionalización de costes y su redimensionamiento. Asimismo, señala en el 'Informe Económico-Financiero' que la reforma del mercado laboral "es crucial para la economía".

En este sentido, subraya que pese a la aprobación del Fondo de Reestructuración Ordenada Bancaria (FROB) el pasado viernes por el Consejo de Ministros, destinado a apoyar a las entidades en caso de dificultades, el objetivo de las ayudas deben ser el de reforzar "el sistema en su conjunto" y no sólo reflotar "transitoriamente" algunas entidades concretas.

"Las medidas de apoyo deben limitarse a las entidades con viabilidad y supeditarse a un firme compromiso de reestructuración", señala el informe.

Asimismo, la AEB recuerda que el sistema financiero se encuentra en el "epicentro de la crisis" y que, transcurridos dos años del inicio, sigue siendo objeto de profundos cambios e intervenciones por parte de las autoridades, llevando a los bancos centrales a adoptar medidas "no convencionales".

En este sentido, subraya que los gobiernos han movilizado un "importante volumen" de recursos para atajar los problemas de solvencia, reflotar entidades e impulsar el gasto, y que, a pesar de que el ámbito financiero la situación muestra una cierta estabilidad, los mercados siguen "bajo presión y distan de haber recuerdo la fluidez que sería deseable".

La asociación también señala que las medidas adoptadas han deteriorado "considerablemente" las cuentas públicas, lo que plantea riesgos sobre la formación de expectativas inflacionistas, un eventual repunte de los tipos y un incremento de la presión fiscal.

La reforma del mercado laboral, "crucial" para la economía

La reforma del mercado laboral "mediante la incorporación de modalidades de contratación capaces de generar empleo" es "crucial" para lograr un aumento de la productividad y reorientar el modelo económico hacia sectores más dinámicos y de mayor valor añadido.

La patronal "echa en falta" ésta y otras reformas estructurales para ganar productividad, como la promoción de la vivienda en alquiler, el reforzamiento del sector de servicios, la mejora de la educación, la agilización de los trámites administrativos o la política de abastecimiento energético. En su opinión, los avances en productividad, en un contexto de incremento de los costes laborales, se están llevando a cabo únicamente a través del recorte del empleo.

Además, el informe prevé una caída "sin precedentes" del PIB real y de la ocupación en 2009 y, con menor intensidad, en 2010, un contexto en el que es preciso preservar unas cuentas públicas saneadas que, por lo pronto, podrían alcanzar un nivel de déficit del 10% del PIB en 2009, unos dos puntos por encima del previsto por el Gobierno.

Por ello, considera necesario "dosificar debidamente las medidas de estímulo y reconducir los desequilibrios incurridos dentro de unos límites sostenibles", más aún dado "el estrecho margen de maniobra disponible".

Así, a la vista de la caída de la actividad y el estrecho margen fiscal, el informe considera que cumplir con las exigencias del Pacto de Estabilidad y volver a una situación de déficit no superior al 3% del PIB en 2012 parece un objetivo "ambicioso".

Más información

Archivado En

_
_