Vacaciones

Los españoles gastarán una media de 1.659 euros este verano, 105 euros menos que en 2008

Los españoles no renunciarán a sus vacaciones de verano por la crisis, ya que el 61% prevé viajar, aunque gastará 1.659 euros de media, lo que supone 105 euros menos respecto al mismo periodo de 2008, según el barómetro 'Vacaciones de los Europeos 2009' elaborado por Ipsos-Europ Assistance.

En general, los europeos destinarán un 6,3% menos de dinero al disfrute de sus vacaciones hasta un promedio de 2.066 euros, frente a los 2.206 euros de media del verano pasado. Entre los españoles, pese a gastar menos, aumenta la tendencia a gastar entre 1.000 y 1.500 euros. Así, un 27% reconoce que se moverá en esa franja.

Los británicos, los franceses, seguidos de los españoles, son los que más reducirán este año su presupuesto, ya que prevén gastar 354 euros menos, 112 euros menos y 105 euros menos, respectivamente. Mientras que los belgas son los únicos que muestran su intención de no variar su gasto, con una media de 2.228 euros.

No obstante, el 64% de los europeos planea salir de vacaciones este verano, lo que supone un 3% menos que el verano pasado.

Los franceses y los españoles son los europeos que más ha reducido su intención de salir de vacaciones con respecto al año pasado. Así, el 66% de los franceses encuestados asegura que viajará este verano, ocho puntos porcentuales menos que en 2008; frente al 61% de los españoles que no renunciará a las vacaciones, aún así cuatro puntos porcentuales menos que el verano pasado.

Entre las razones de mayor peso a la hora de planificar las vacaciones, los españoles consideran además del presupuesto, el riesgo para la salud, en un 54% de los casos.

En cuanto a la preferencia de destino, el 62% se decantará por la costa, aunque un 20% decidirá probar nuevos destinos naturales.

Vacaciones de una semana

En cuanto a la duración de las estancias, el 41% de los europeos dedicará dos semanas a sus vacaciones, lo que supone un leve retroceso de dos puntos porcentuales con respecto al periodo estival de 2008.

Los españoles optarán por distribuir las vacaciones de forma que el 34% de los que viajarán permanecerá una semana en sus lugares de destinos, mientras que el 13% disfrutará de tres semanas fuera de casa y el 16% optará por todo el mes. El informe destaca que la preferencia por disfrutar de una semana es cada vez mayor entre las familias españolas.

Por destinos, Europa sigue siendo el destino preferido por los europeos para pasar sus vacaciones, aunque el 15% lo hará en su propio país por efecto de la crisis.

Precisamente, los españoles (un 83%) y los italianos (81%) son los europeos que más han incrementado su intención de disfrutar de las vacaciones en Europa, aunque en ambos casos, la mayoría optarán por no abandonar el país.

Así, el 67% de los españoles y el 68% de los italianos disfrutarán en sus respectivos países de la vacaciones veraniegas. Por el contrario, un 54% de los franceses manifestó su intención de salir del país hacia nuevos destinos, preferentemente Africa.

Los factores que los europeos tienen en cuenta a la hora de decidir salir de vacaciones son el presupuesto asignado (en un 46%), el clima (en un 44%) y el riesgo de un ataque terrorista (39%).

En cuanto a la antelación en la reserva, el 69% de los consumidores europeos reconoce haberlas planificado mucho antes, aunque la mayoría de españoles y británicos esperarán a la última hora, un 68% y un 67%, respectivamente.

Por primera vez, España encabeza la lista de los países europeos analizados -Francia, Alemania, Italia, Bélgica y Austria- que más han aumentado el uso de Internet para reservar sus vacaciones, un 11% más.