Elecciones UE (-33 días): Analistas contra la abstención

Elecciones UE (-33 días): Analistas contra la abstención

Los analistas financieros no lo tienen fácil últimamente para acertar con sus recomendaciones. Quizá por eso, los del Deutsche Bank han preferido apostar por un valor con poco riesgo financiero y probable rédito ciudadano: votar en las elecciones europeas que se celebran entre el 4 y el 7 de junio.

"Estas elecciones se celebran para elegir un Parlamento que a menudo es calificado de manera injusta como insignificante y devaluado", señala el analista de DB Nicolaus Heinen en una de sus últimas notas.

Heinen recuerda que la Eurocámara puede vetar a los aspirantes a presidente de la Comisión Europea o a la propia Comisión en su conjunto (ese poder, por cierto, se utilizó por primera vez en la legislatura pasada y le costó el puesto a Rocco Buttiglione, la persona elegida por Roma como comisario europeo).

Y en su entusiasmo por hinchar el valor de las elecciones europeas, Heinen describe al Parlamento como una pieza clave en la economía de la UE, con capacidad de control sobre los miembros del BCE y de marcar la agenda en la política laboral o la de competencia.

La conclusión, para Heinen, es obvia: "abstenerse significa desperdiciar la oportunidad de ayudar a modelar la política europea".

Lo que no está tan claro es que la realidad política de la Unión Europea responda exactamente a la nota del analista. Y, probablemente, no faltará quien vea en la recomendación un intento de alentar una burbuja especulativa a partir del verdadero poder del Parlamento europeo.

Normas