Resultados empresariales

La falta de extraordinarios penaliza el beneficio de Caixa Catalunya que cae un 83% hasta marzo

Caixa Catalunya obtuvo un beneficio neto consolidado de 45,6 millones de euros el primer trimestre, un 83,1% menos que el mismo periodo del año anterior, en parte por la ausencia de extraordinarios -en 2008 sumó plusvalías por la venta de Abertis-. El resultado recurrente creció un 52,5%.

La morosidad se situó en el 5,67%, con un aumento de 0,39 puntos respecto al trimestre anterior. Este incremento es inferior al experimentado por el conjunto del sector en este mismo trimestre y también un 63% inferior a la media de los aumentos trimestrales registrados en 2008 por la entidad presidida por Narcís Serra.

La tasa de cobertura es del 52%, frente al 49,5% de media del sector (con datos de febrero). Caixa Catalunya destacó que también está por encima del sector en el porcentaje de dotaciones genéricas por encima del 100% de los riesgos ponderados, con un 112%.

La caja de ahorros expuso en un comunicado que el margen de explotación aumentó un 54% gracias a la positiva dinámica del margen bruto, que se incrementó el 10,6%, así como a la fuerte reducción de los gastos (-23,3% los generales y -13,2% los de explotación).

El resto de márgenes también crecieron, pero en menor medida: el margen de intereses ascendió a 229,2 millones, un 3,1% más -pese a que las comisiones retrocedieron un 6,4%-; el margen de negocio avanzó un 0,5%, hasta 308,1 millones, y el margen bruto sumó 326,9 millones, un 10,6% más.

La entidad incrementó un 3,4% los recursos de clientes hasta marzo, hasta 48.457 millones, frente a la reducción del 0,4% del conjunto de cajas. También aumentó un 11,1% los recursos de balance captados a través de la red de oficinas, con un avance del 31,4% del ahorro a plazo, que en parte provino de la recolocación de ahorro a la vista, que retrocedió el 17,3%.

Asimismo, el patrimonio gestionado en fondos de inversión creció un 7,3%, frente a la reducción del 4% del conjunto del sector.

Por lo que respecta a préstamos, el saldo de operaciones crediticias alcanzó los 52.001 millones, un 1,6% menos que el primer trimestre de 2008. Entre enero y marzo, Caixa Catalunya formalizó 23.125 créditos personales e hipotecarios, un 12,3% menos que hace un año, aunque más que el volumen de operaciones de los dos últimos trimestres de 2008.

Caixa Catalunya cuenta actualmente con una liquidez de 4.000 millones de euros y un volumen de inversiones en participaciones -entre las que se encuentran Repsol y Gas Natural- por valor de 750 millones.

En el primer trimestre, su margen de negocio sobre activos totales creció 15 puntos, frente a la reducción de 17 puntos del conjunto de cajas. La ratio de eficiencia mejoró en 13,1 puntos, hasta el 47,8%.