Soluciones

Felipe González propone un pacto social, económico y político frente a la crisis

El ex presidente del Gobierno Felipe González ha propuesto hoy un pacto social, económico y político entre todos los agentes de la Unión Europa (UE) para hacer frente a la crisis global.

Así lo ha planteado en una conferencia sobre "Los retos de Europa y el acercamiento de las instituciones a los ciudadanos" con motivo de la presentación de la asociación "Europa en suma", surgida por iniciativa de un grupo de profesionales de la comunicación y la Universidad, para trabajar por la Europa de los ciudadanos.

González, actual presidente del "Comité de Sabios" de la UE, ha resaltado que este pacto debería incluir un primer paquete de medidas anticíclicas y una reforma del sistema financiero.

El pacto, a juicio de González, también debería abordar una "revisión de la agenda de Lisboa" para hacer frente a la pérdida de la competitividad, a las rigideces del sistema y al retraso relativo en la incorporación a la sociedad del conocimiento.

González ha estimado además que el pacto tendría que propiciar "una verdadera revolución energética" en Europa para responder al desafío del cambio climático.

En su intervención, González ha asegurado que si no existiera Europa, habría que inventarla y algunos de los Veintisiete Estados miembros estarían buscando espacios comunes de colaboración para hacer frente a los retos actuales.

Paradójicamente, "tenemos un espacio compartido y cada día lo utilizamos menos", según el ex presidente, quien ha opinado que cada vez hay una tendencia mayor hacia la nacionalización o renacionalización de determinadas políticas o una acción intergubernamental en detrimento de las instituciones, que representan el motor de la construcción europea.

Ha lamentado que, cuando queda más de un mes para las elecciones europeas, difícilmente se debatirá sobre el papel que puede desempeñar el Parlamento Europeo en la crisis global y en la definición del futuro de Europa, que es el escenario mínimo para encontrar una respuesta coordinada con Estados Unidos frente a la crisis.

Ha resaltado que Estados Unidos, a través de su presidente, Barack Obama, ha reconocido que no pueden solos ni contra la crisis financiera, ni contra la crisis de seguridad, ni en la lucha contra el cambio climático.

"Es hora de decir que sin Estados Unidos, no podemos. Ellos solos no pueden, pero sin ellos no podemos", ha dicho González, quien ha subrayado la importancia de coordinar los esfuerzos y no esperar a que "tire del carro" Estados Unidos para ver si en el cuarto trimestre del año hay algún signo de repunte en la crisis.

El ex presidente ha considerado que la UE tiene que intentar corresponsabilizarse y "arrimar el hombro", al considerar que el espacio local nacional es "insuficiente" para ofrecer respuestas a la crisis.